Los presidentes de los Consejos de Hermandades andaluces se reúnen en Cádiz

Aspectos como la situación de las cofradías tras el confinamiento estuvieron encima de la mesa

Los presidentes de los consejos y agrupaciones de cofradías de las capitales andaluzas y Jerez de la Frontera se han reunido en Cádiz para abordar diferentes asuntos de interés para nuestras hermandades. No cabe duda que los momentos actuales exigen una plena compenetración entre estos máximos dirigentes cofrades.

La pandemia del coronavirus y sus fases de desescalada ha golpeado duramente al mundo de las Hermandades: no sólo en cuanto a la suspensión de las estaciones penitenciales sino también en lo referente al apartado contable, tan esencial para el normal desarrollo de la actividad propia de las corporaciones.

Es un hecho que la falta de subvenciones como las anuales de palcos y sillas o las propias de la recaudación de cédulas de sitio o las esenciales en algunos casos de las Casetas de Feria han mermado fatalmente los ingresos de las cofradías consignados en los presupuestos anuales.

En esta reunión de los presidentes se abordaron cuestiones como la exención del IVA, la situación tras el confinamiento y la celebración de la próxima Semana Santa. Una Semana Santa que de entrada será muy diferente a las tradicionalmente vividas y revividas por los cofrades y no cofrades.

El presidente del Consejo de Hermandades y Cofradías de Cádiz, Juan Carlos Jurado, ha sido el anfitrión de esta cita en la que se ha evaluado la situación por la que pasan las cofradías de Andalucía debido a la crisis sanitaria y económica provocada por la pandemia del COVID-19.

Advertisement

Es patente la preocupación de todos los presidentes de los Consejos. En este encuentro se han tratado temas relevantes, tales como las actuaciones de las delegaciones de Hacienda respecto a la solicitud de exención del IVA, las obras sociales de las hermandades durante el confinamiento y la planificación de la Semana Santa de 2021.

Sobre este último punto, los presidentes han quedado emplazados para el próximo mes de septiembre, con el fin de evaluar la situación y solicitar una reunión con las administraciones para planificar la Semana Santa del próximo año.