El alcalde de Antequera (Málaga), Manuel Barón, ha valorado las medidas anunciadas por el Gobierno andaluz en relación con el coronavirus, entre las que se encuentran el cierre perimetral de los municipios englobados en el distrito sanitario de La Vega de Málaga, como es el caso de Antequera. A su juicio, son medidas «lógicas y proporcionadas a la situación que estamos viviendo».

Barón, en una entrevista en Canal Sur Radio, recogida por Europa Press, ha admitido, además, que «por los datos de la comarca lo veíamos venir» estas medidas.

«Espero que sean suficientes –las medidas— para ir poco a poco, en estos 15 días, remitiendo el número de contagios y la incidencia que tiene en la hospitalización, y desgraciadamente, en el fallecimiento», ha señalado Barón.

En concreto, el municipio malagueño de Antequera, que tiene unos 41.200 habitantes, tiene una tasa de Pruebas Diagnósticas de Infección Activa de 380,7 por cada 100.000 habitantes –157 casos confirmados–. En total, el municipio ha sumado 527 casos.

Por otro lado, ha anunciado que desde el Ayuntamiento de Antequera se van a establecer medidas municipalizadas, que anunciarán este jueves y que, según el regidor, «creíamos absolutamente necesarias».

Incrementar medidas

Así, ha explicado que «aunque va bajando la incidencia del número de contagios por 100.000 habitantes en el municipio, lo está haciendo demasiado lentamente y no al ritmo que nos gustaría». Por ello, ha dicho, «habrá que incrementar determinadas medidas que creemos necesarias».

Por otro lado, ha señalado que ha sido la semana pasada cuando los contagios han aumentado, asegurando que ha sido «sorprendente». «Teníamos unos datos muy razonablemente buenos, en comparación con otros que estaban disparados, y teniendo en cuenta el volumen poblacional que tiene Antequera, que casi tiene el 50 por ciento de la población de toda la comarca».

«De pronto, en siete u ocho días ha pegado un salto», ha admitido, reconociendo que las cifras actuales de contagio «son inaceptables» por lo que «tenemos que poner medidas«.

Por otro lado, cuestionado por si se tiene recursos para poder llevar a cabo las medidas, ha dicho que desde marzo, a nivel municipal, se han puesto recursos: «Los ayuntamientos somos los que estamos poniendo todo el dinero, fondos y recursos presupuestarios para atajar esta pandemia«.

«Llevamos desde el mes de marzo creando fondos de contingencia, haciendo modificaciones presupuestarias en el presupuesto municipal, quitando gastos de otras cuestiones, que en estas circunstancias tan extraordinarias no deben realizarse y volcándolo sobre la necesidad del gasto que tenemos prevista», ha concluido.

Cierre de zonas de recreo

El Ayuntamiento de Antequera (Málaga) ha decretado el cierre, a partir de este viernes 23 de octubre, del parque infantil de La Negrita y de los Jardines del Mapa como medidas para evitar concentraciones descontroladas y prevenir el contagio del Covid-19.

El alcalde de la localidad ha afirmado que esta decisión se ha llevado a cabo una vez analizados tanto informes de incidencia de la Policía Local como los datos de la última semana en cuanto a la evolución de la propagación de la enfermedad en el municipio.

Barón ha considerado que «ha llegado el momento de anticiparse». Así, se han tomado medidas «sin que se perjudique ni se corten actividades productivas», ha dicho. Además han lanzado un mensaje de respeto de los aforos, el uso de la mascarilla y las medidas de protección.

Por otro lado, se ha restringido de forma total el acceso de público para presenciar competiciones en instalaciones deportivas municipales; a excepción de aquellos competiciones en categoría nacional que disponen de propios protocolos específicos al respecto que sí regulan la presencia de público.

En este sentido, ha considerado de «imperante necesidad» revisar los protocolos deportivos. Respecto a ello ha alegado que «no tiene sentido que, de lunes a viernes, los niños se mantengan dentro de grupos burbuja; y que llegado el fin de semana puedan tener contacto con otros jugadores de otras localidades o ambientes diferentes».

Así, el regidor ha advertido de que el Ayuntamiento va a seguir tomando medidas para intentar frenar el desarrollo de esta segunda ola; mientras que Cebrián ha apuntado a que se va a tratar de «no perjudicar la labor comercial, empresarial o industrial de la ciudad».