Ofrecen un concierto sin distanciamiento social con 4.000 asistentes

La Brushy Mountain State Penitentiary de Petros en Estados Unidos acogió el concierto del cantante Chase Rice

El músico de country Chase Rice protagonizó en la noche del sábado 27 de junio un controvertido concierto en la Brushy Mountain State Penitentiary de Petros (Tennessee, Estados Unidos).

Esta antigua cárcel se ha convertido en un recinto recurrente para conciertos y allí se reunieron alrededor de 4.000 personas (sobre un aforo máximo de 10.000) sin ningún tipo de medida de distanciamiento social, según TMZ.

Los vídeos del recital, algunos compartidos por el propio artista, muestran a un público apretujado como antaño, sin mascarillas y cantando todos juntos las canciones como si tal cosa.

Se da la circunstancia de que el estado de Tennessee reportó su día con más casos de coronavirus el viernes, apenas unas horas antes de la celebración del concierto, primero de la gira que Chase Rice tiene prevista para este verano.