Los Planes contra la Pobreza Energética ayudan a 2.218 familias en Cádiz

Este programa ha permitido la optimización y abaratamiento de 1.057 contratos eléctricos de familias en situación de vulnerabilidad residentes en Cádiz 

El III Plan de Choque contra la Pobreza Energética ha finalizado con el último programa emplea +45 y el Ayuntamiento de Cádiz ha celebrado una jornada de cierre con un balance muy positivo.

En las tres ediciones del Plan de Choque contra la Pobreza que ha realizado el Ayuntamiento se ha dado atención personalizada a 2.218 familias, se han celebrado 155 talleres de ahorro energético en el hogar y de comprensión del recibo eléctrico a los que han asistido 1.670 personas, entre las que destacan familias en situación de pobreza energética o vulnerabilidad.

Este programa, que ha contado con la implicación de la Delegación de Asuntos Sociales, el Instituto de Fomento, Empleo y Formación (IFEF), la Concejalía de Transición Energética y Eléctrica de Cádiz, ha permitido la optimización y abaratamiento de 1.057 contratos eléctricos de familias en situación de vulnerabilidad residentes en Cádiz.

“Gracias a los cambios facilitados por los trabajadores y trabajadoras del programa, estas familias van a pagar sustancialmente menos por sus recibos energéticos y ahora conocen mejor cómo hacer un uso eficiente de la energía”, ha señalado Helena Fernández, concejala de Asuntos Sociales.

El programa ha contratado a 8 personas de perfiles diversos en situación de desempleo en cada edición, durante 9 o 6 meses. Estas personas han recibido un curso de formación especializada en Asesoramiento Energético en Vivienda y Pequeño Comercio, facilitado por el IFEF. Tras la formación, han formado un equipo de asesoramiento energético que ha realizado talleres y estudios en vivienda, y han gestionado las mejoras de los contratos que los usuarios han solicitado.

El impacto económico del programa, después de estudiar los ahorros reales que se produjeron tras la primera edición (2017-2018), es de un ahorro de 84.500 euros al año, y la valoración de los usuarios tanto al taller como a los asesoramientos en vivienda ha sido sobresaliente. “Estamos francamente contentas con el resultado del plan y se ha evidenciado que la ciudadanía de Cádiz necesita ayuda con el tema energético, y el servicio que hemos dado desde el Ayuntamiento es un servicio necesario”, ha añadido Fernández.

“En esta última edición se ha centrado en ayudar a los y las pensionistas, porque muchos de ellos no pueden desplazarse para ir a los talleres. Se han dado menos talleres y se han hechos muchas más asesorías en vivienda. Hemos llegado a 274 familias de esta manera, y tanto las personas que han asesorado como las asesoradas han acogido este servicio con ilusión y agradecimiento”, ha concluido la edil.

El Ayuntamiento de Cádiz fue reconocido por la Asociación de Agencias Españolas de la Energía con el Premio EnerAgen 2019, por el Primer Plan de Choque contra la Pobreza Energética, que logró atender y dar formación, así como mejorar los contratos de la mayor parte de los solicitantes de ayudas en el pago de recibos energéticos, a 1.274 familias.