El Banco de Alimentos de Córdoba reparte 1.500 toneladas de comida

Han repartido 460.000 kilos de frutas y hortalizas y 1.019.278 de alimentos no perecederos procedentes de los fondos FEAD, y donados por los cordobeses y las empresas

El Banco de Alimentos Medina Azahara, en el primer semestre de 2020 y con la crisis del coronavirus, ha repartido a las entidades colaboradoras casi un millón y medio de kilos de alimentos –unos 75 camiones tráiler– de los cuales 460.000 kilos han sido de frutas y hortalizas y 1.019.278 alimentos no perecederos procedentes tanto de los fondos FEAD como adquiridos gracias a la generosidad de los cordobeses y las empresas que han respondido a las llamadas realizadas tanto por el propio banco como por la plataforma ‘TodosPorCordoba.es’.

Así lo ha indicado la entidad en una nota en la que ha detallado que la labor constante de captación se intensifica en estos calurosos días en dos productos de signo bien distinto, pues, por un lado, el programa FAGA de Frutas y Hortalizas trae camiones de ciruelas, melocotones, sandías y calabacines, mientras que las furgonetas del banco acuden a la llamada anual a recoger dulces y mantecados de la última campaña navideña y que esperan en las naves de las fábricas de Rute (Córdoba) o Estepa (Sevilla) para evitar el desperdicio alimentario dentro de la fecha de caducidad aún vigente.

Así, tal y como ha indicado el Banco de Alimentos Medina Azahara, los sabores de Navidad, las tejas almendradas, San Jerónimo o el surtido tradicional compiten con las sandías o las nectarinas en paliar el hambre de los necesitados.