Detenidos varios jugadores de Primera y Segunda por amañar partidos

La policía les acusa de formar una organización criminal para obtener beneficios de las apuestas

Varios futbolistas de Primera y Segunda división han sido detenidos en la mañana del martes 28 de mayo acusados de formar parte de una organización criminal dedicada al amaño de partidos de fútbol para obtener beneficios en apuestas deportivas, según han informado fuentes policiales.

Entre los detenidos se encuentra el exjugador del Real Madrid Raul Bravo, que es el supuesto cabecilla de la organización. También han sido arrestados Borja Fernández, del Real Valladolid Club de Fútbol; Carlos Aranda, exjugador de varios equipos de Primera División; Samuel Saiz Alonso, jugador del Getafe, e Íñigo López Montaña, jugador del Deportivo de La Coruña y exjugador del Huesca.

La SD Huesca es uno de los clubes afectados, puesto que también han sido detenidos su presidente, Agustín Lasaosa, y el jefe de los servicios médicos del mismo club, Juan Carlos Galindo Lanuza.

A todos los detenidos se les imputa pertenencia a organización criminal, corrupción entre particulares y blanqueo de capitales. Fuentes policiales han informado de que desde primera hora de la mañana se está desarrollando esta operación contra el amaño de partidos de fútbol.

Uno de los amaños, correspondiente a la Segunda División, tuvo una fuerte incidencia en las apuesta al registrar las casas un volumen de dinero hasta 14 veces más elevado al normal para esta división.

Diversas fases en el “amaño”

La manipulación de los encuentros se realizaba en las siguientes fases:

  • Selección de encuentros, que se realizaba preferiblemente al inicio o al final de la liga.
  • Apuesta, intentando “pactar” apuestas combinadas –resultados parcial y final, resultado final y córneres…) que les permiten incrementar notablemente los márgenes de ganancia.
  • Proceso de captación, realizando una primera aproximación “de tanteo” a algún miembro de la plantilla, preferiblemente a uno de los capitanes.
  • Forma de pago: aceptado el amaño, el pago se produce siempre en metálico y en dos fases, una previa al encuentro y otra una vez producido el resultado pactado.
  • Financiación: los responsables de la organización son los encargados de anticipar el dinero correspondiente al primer pago a los jugadores y a las apuestas.

Con la Operación “Oikos”, la Policía Nacional refuerza su compromiso con la sociedad española y se consolida a nivel europeo como pionera en la investigación de las estructuras criminales que controlan el “amaño” deportivo.

Durante los meses que ha durado la investigación se ha contado con la activa colaboración de Europol, la Dirección General de Ordenación de Juego y La Liga de Fútbol Profesional.

Además, La Liga ha lanzado un comunicado en el que informa que hasta 27 partidos de esta temporada están bajo sospechas. Nueve de ellos pertenecen al fútbol profesional, mientras que 18 son pertenecientes al fútbol no profesional.