El Consistorio acometerá este estudio ante la pasividad de la Junta de Andalucía a pesar de ser su competencia

La delegada insiste en la necesidad de actuar para garantizar la seguridad y que no se vea afectado el desarrollo de las clases

El Ayuntamiento acometerá mañana jueves las catas necesarias para valorar el alcance de la patología de los pilares del porche del CEIP San Vicente de Paúl. La delegada de Educación y Juventud, Lidia Menacho, adoptó este compromiso en los encuentros mantenidos tanto con los padres de alumnos como con la dirección del centro, ante la pasividad de la Junta a pesar de tratarse de una competencia de dicha administración.

La delegada de Educación y Juventud, Lidia Menacho, recuerda que “no podemos permitir que se ponga en riesgo la seguridad de los niños. La Delegación de Urbanismo realizó un informe el pasado 30 de abril en el que se deja claro que es necesario realizar esas catas para valorar la importancia de las grietas que presentan las columnas, y la delegación territorial de Educación no se ha pronunciado al respecto a pesar de contar con este informe y de las insistentes llamadas que le hemos hecho tanto desde el Ayuntamiento como desde el centro”.

Lidia Menacho denuncia que “se trata de una dejación de funciones intolerable, y por ello este Ayuntamiento no va a esperar, y tal y como me comprometí, tanto con los padres como con el centro, vamos a realizar unas catas que son competencia exclusiva de la Junta”. La delegada recuerda que “este Consistorio se ha puesto a disposición de esta comunidad educativa desde el primer momento. Asumimos el traslado de las aulas afectadas a otro ala del colegio y al centro de día, tal y como nos pidieron, y ahora vamos a realizar las catas este mismo viernes, para tranquilidad de todos, después de más de un mes esperando infructuosamente a que la Junta actúe”.

La delegada ha dejado claro que “en este asunto las polémicas están fuera de lugar y, por lo tanto, lo que hay que hacer es actuar de inmediato”.

Cabe recordar que fue el viernes 25 de abril, cuando la dirección del centro informa al Ayuntamiento de la preocupación existente por el estado de las columnas del porche principal del edificio. Tras visitar el centro tanto técnicos de Educación como de Urbanismo, junto a la delegada Lida Menacho, el 30 de abril se redacta informe que establece que “no es posible determinar el alcance real de la patología y el grado de merma en la capacidad resistente de estos pilares. Para ello sería necesario que se efectuaran unas catas, previo apuntalamiento adecuado de los pilares”.

El informe señalaba que “sin estos elementos de juicio no es posible con la simple inspección ocular determinar si existen riesgos para la estabilidad estructural de ese ala del colegio. Por esta razón, y dada la aparente gravedad de la patología que presentan los pilares, mientras no se obtengan estos datos que determinen con precisión el riesgo estructural existente no debe hacerse uso del citado cuerpo edificatorio».

Desde ese momento, la delegada Lidia Menacho intenta ponerse en contacto con la Delegación Territorial de Educación sin conseguir hablar con su titular ni obtener ninguna respuesta, por lo que el 7 de mayo se informa de la situación al Consejo Escolar Municipal, y posteriormente, a petición de la dirección del centro, se procede a trasladar al centro de día adyacente al colegio a los alumnos de las dos aulas situadas en el cuerpo del edificio ubicado sobre el porche afectado por las grietas.

Asimismo, se procede al acordonamiento de la zona, y se habilita un acceso lateral al cuerpo edificatorio que se va a mantener en uso. El jueves 22 de mayo se pone en conocimiento de la delegada Territorial las medidas solicitadas por el centro y lo que va a realizar el Ayuntamiento en el mismo, para su conocimiento. Estas medidas afectaron también a la ubicación de las urnas electorales del 25 de mayo previstas en este colegio, y que fueron trasladadas también al centro de día para evitar cualquier riesgo.

Desde el inicio de los hechos, y hasta la fecha, ni desde esta Delegación ni desde la Comunidad Educativa, se ha recibido noticia alguna de la Delegación Territorial de Educación sobre su postura ante la situación, ni ha visitado el centro ningún técnico de dicha delegación ni de la empresa pública Infraestructuras y Servicios Educativos (ISE), que son la Administración competente en la materia al tratarse de un problema claramente estructural del edificio.