El nuevo estado de alarma impuesto por el Gobierno de España ha provocado el movimiento de la hostelería de nuestro país, que ya quedó ‘herida de muerte’ durante el primer confinamiento.

Así, el estado de alarma, que ha entrado ya en vigor en todo el territorio español, establece un toque de queda desde las 23:00 horas hasta las 6:00 horas; con flexibilidad según Comunidades Autónomas y Provincias.

La hostelería queda muy tocada

Por todo ello, uno de los sectores que primero ha alzado la voz ha sido la hostelería. Los regentes de bares y restaurante son conscientes de que a la gente le gusta comer cómoda y sin prisas en la calle. Sin embargo el toque de queda, tal y como lo plantea el Gobierno provocaría un descenso a gran nivel del consumo en hostelería durante la tarde-noche.

En este sentido, desde primera hora de la mañana de este lunes 26 de octubre, la Asociación Hostelería de España ha lanzado una campaña que ha corrido como la pólvora en redes sociales.

Se trata de una campaña con el objetivo de salvar la hostelería, puesto que cerrar por las noches sería inviables para la mayoría de negocios. La petición es arriesgada, pero a los hosteleros no pueden más.

Así, Hostelería de España pide a todos los ciudadanos españoles que adelante la hora de cenar a las 20:00 horas de la tarde. Y es que la hora normal de cena en nuestro país oscila entre las 21:00 y las 22:00.

Es una ‘empresa arriesgada’ pretender cambiar los hábitos de una sociedad. Sin embargo, ya han sido miles de personas las que han compartido de buen agrado la petición de Hostelería de España.

Una petición que evidentemente está destinada a la hora de cenar fuera de casa. Los hosteleros españoles no pretenden que los ciudadanos adelante también la hora de cenar en sus propios domicilios.

Nuevo estado de alarma

En primer lugar, se establece, con excepciones, la limitación de la libre circulación de las personas en horario nocturno, a fin de evitar al máximo la expansión de la infección durante ese periodo de tiempo, dado que en esa franja horaria se han producido muchos de los contagios en estas últimas semanas, tal y como ha quedado expuesto con anterioridad.

Asimismo, se establece la posibilidad de limitar la entrada y salida de los territorios de las comunidades autónomas y ciudades con Estatuto de autonomía, así como de ámbitos territoriales de carácter geográficamente inferior, con ciertas excepciones, con el propósito de reducir sustancialmente la movilidad del virus.

Del mismo modo, se establece la posibilidad de limitar la permanencia de grupos de personas en espacios públicos y privados. Así, se persigue la reducción de la movilidad social de manera significativa y, por tanto, se pretende detener la expansión de la epidemia.

Tanto las limitaciones a la permanencia de grupos de personas, como las referidas a la entrada y salida de territorios serán eficaces en el territorio de cada comunidad autónoma o ciudad con Estatuto de autonomía cuando la autoridad competente delegada respectiva lo determine, la cual también podrá modular, flexibilizar y suspender la aplicación de estas medidas.

Finalmente, se prevé la posibilidad de que las comunidades autónomas puedan imponer la realización de prestaciones personales obligatorias en el ámbito de sus sistemas sanitarios y sociosanitarios, siempre que esto resulte imprescindible para responder a la situación de emergencia sanitaria.

Los hosteleros de Andalucía piden medidas a la Junta

La Federación de Empresarios de Hostelería de Andalucía (Horeca Andalucía) ha pedido este lunes a la Junta de Andalucía que amplíe el horario de cierre de los bares. Y lo pase a las 23,00 horas porque «no afectaría en nada a los rebrotes». Así, según los hosteleros se evitaría «el cierre de muchos negocios, el despido de muchos trabajadores y la ruina de muchos empresarios».

Según ha señalado en declaraciones a Europa Press el vicepresidente de Horeca Andalucía, Antonio Luque, esta es la petición que le van a trasladar a la Junta en una reunión que esperan tener pronto, puesto que «es inviable para la hostelería cerrar a las diez».

Luque ha concretado que si en provincias más afectadas por el coronavirus, como Sevilla, Córdoba, Jaén o Granada, no es posible que se permita la actividad hasta la medianoche, pedirán que sea hasta las 23,00 horas. Ahora mismo, en las capitales de estas provincias los bares tienen que cerrar a las 22,00 horas.

Así lo ha señalado en un audio remitido a los medios el vicepresidente de Horeca Andalucía, Antonio Luque. El representante de los hosteleros recuerda que hay sitios en la región, como Sevilla capital, donde los bares por horario tienen que cerrar a las 22,00 horas.

«No es ninguna idea descabellada, solamente sería una hora más de bares, daríamos la cena y así salvaríamos muchos puestos de trabajo», insiste el también presidente de la Asociación de Hostelería de Sevilla y Provincia. Precisa que aún están a la espera de concretar una reunión con la Junta.

Sentido común y consenso con la hostelería

«Son momentos de sentido común y consensuar las cosas en Andalucía en relación al horario. Esperemos que sea así porque una hora más no afectaría en nada a los rebrotes. Así salvaríamos muchos negocios de hostelería», concluye el empresario.

Luque hace esta petición sobre los bares tras la implantación del estado de alarma por el Gobierno de España para decretar un toque de queda desde las 23,00 horas hasta las seis de la madrugada, aunque puede ser modulado por las autonomías, adelantándolo a las 22,00 horas y retrasándolo hasta las doce de la noche. También lo pueden modificar para que finalice a las cinco o las siete de la madrugada.