La autovía A-7 ha reabierto al tráfico en el kilómetro 500, sentido Murcia, a la altura del municipio almeriense de Sorbas, tras seis horas y 15 minutos cortada y una vez que se ha retirado un autobús que obstaculizaba el paso y que se incendió de madrugada sin dejar heridos.

La DGT ha informado que la reapertura se ha llevado a cabo a las 12,50 horas, cuando ha sido retirado el vehículo. Asimismo, la propia Dirección General de Tráfico (DGT) elevó esta mañana el estado de la circulación de nivel amarillo (irregular) a rojo (difícil).

El suceso ocurrió sobre las 4,35 horas, cuando el 112 recibió una llamada en la que se informaba de un autobús parado que estaba ardiendo. El aviso indicaba también que las llamas se estaban extendiendo a la zona forestal cercana y que no había heridos.

De inmediato, dio aviso a la Guardia Civil de Tráfico, a la Empresa Pública de Emergencias Sanitarias (EPES 061), a los Bomberos, al Infoca, a Policía Local, a la Unidad de Policía Nacional adscrita a la Comunidad y la empresa encargada del mantenimiento de la calzada.