Una abuela se salta el confinamiento, lleva drogas y enseña los genitales a la Policía

La octogenaria, que ha sido multada, tenía bolsitas de ‘speed’ para su nieta

El confinamiento también proyecta situaciones del todo surrealistas. O al menos del todo inimaginables. La Policía Foral de Navarra ha impuesto tres denuncias a una señora de 80 años en la localidad de Navarra de Villafranca.

Tres de una tacada. Tres que pueden parecer demasiadas, pero todas en orden a una justificación diferente. En la calle se encontraba la anciana cuando los agentes la obligaron a pararse. Y a identificarse…

Porque a todas luces estaba incumpliendo el estado de alarma. De entrada la Policía la multó por encontrarse en la vía pública sin justificación de ninguna clase. Pero hubo más. Y fue necesaria una segunda multa por llevar sustancias estupefacientes. ¿El porqué las llevaba? La octogenaria indicó que estaba guardando las tres bolsitas de “speed” para su nieta…

Pero no hubo dos sin tres. Tras requisarle la droga, y después de ya haber sido denunciada, esta abuela se sentó en una silla y, ni corta ni perezosa, se levantó la falda al tiempo que decía: “¡Toma… mira aquí también si quieres”, enseñando sus genitales a los agentes.

La Policía ha publicado una fotografía de las tres denuncias que pusieron a la mujer de 80 años junto a las bolsas que le requisaron.

Dos de las denuncias fueron por movilidad ilegal y llevar droga, por importe de más de 600 euros cada una y otra leve por actos obscenos, que se multa con cifras que oscilan entre los 100 y 600 euros. «Esta profesión es admirable, siempre hay algo más», escribía en su twitter la Policía Foral.