El Granada conquista El Sadar y se acerca a Europa

Dos goles de Machis y uno de Foulquier sirvieron para que los andaluces superaran al equipo navarro

Osasuna cayó derrotado en casa por 0-3 ante un Granada que hizo valer su acierto ofensivo en la primera mitad. Dos goles de Machis y uno de Foulquier, todos ellos en la primera parte, dieron los tres puntos a los andaluces. La solidez de los nazaríes impidió a los rojillos generar peligro sobre la portería de Rui Silva.

El Granada se adelantó en el marcador a los cuatro minutos de partido con un zurdazo de Machis. Carlos Fernández robó el esférico en la salida de balón rojilla y lanzó en carrera a Machis, que no perdonó ante S. Herrera, poniendo el 0-1 en el luminoso.

Tras el tanto en contra, Osasuna tuvo el esférico e intentó generar peligro ante un Granada que abortaba todos los intentos navarros.

En el minuto 18 llegó la ocasión más clara para los de El Sadar. Enric Gallego peinó el esférico para Rober Ibáñez, que no empaló con acierto la volea desde dentro del área.

En el minuto 27, Enric Gallego envió el balón al fondo de las mallas, aunque la jugada fue anulada por posición ilegal. Un minuto más tarde, Machis volvió a sorprender a la zaga rojilla y duplicó la renta al batir a S. Herrera.

El 0-2 puso las cosas más difíciles a un Osasuna que no fue capaz de inquietar a Rui Silva antes del descanso.

Por su parte, el Granada sí que se presentó ante S. Herrera y, aunque en el minuto 39 Estupiñán evitó el tercer tanto, Foulquier envió al fondo de la red el esférico tras una jugada andaluza, poniendo el 0-3 minutos antes del descanso.

Tras la reanudación, el encuentro siguió por los mismos derroteros, aunque el Granada dio un paso atrás y apenas tuvo presencia en ataque. .

Por su parte, los de Jagoba Arrasate lo intentaron de todas las maneras, aunque no lo consiguieron.

Las llegadas por banda, el juego combinativo y el fútbol directo terminaron siempre en dominio nazarí. Con el paso de los minutos, y aunque Enric Gallego tuvo en un remate de cabeza la ocasión de recortar diferencias, el ritmo fue decayendo hasta que se llegó al término del choque con el 0-3 definitivo.