Presentan el borrador del ‘Plan de Movilidad Centro Histórico’ a la mesa sectorial

Incluye limitar y regular el espacio público para la sociabilidad y la implantación de una red peatonal que vertebre la zona

  • «Es un ingrediente más del proyecto global de este Gobierno para revitalizar el centro histórico, siendo el punto de partida las actuaciones en Angustias, Plaza Belén, Museo Flamenco y Museo Lola Flores», explica el delegado José Antonio Díaz

El teniente de alcaldesa de Sostenibilidad, Participación y Movilidad, José Antonio Díaz, ha presentado hoy a la Mesa de Movilidad el documento-borrador del ‘Plan de Movilidad del Centro Histórico’ propuesto por el Gobierno local como modelo de sostenibilidad al estilo del adoptado en otras ciudades como Barcelona, Vitoria, Córdoba y Granada.

José Antonio Díaz ha destacado que «queremos cambiar la imagen del Centro Histórico y este Plan de Movilidad, que traemos como borrador abierto a propuestas, es un documento que queremos llevar a Pleno con el máximo consenso de toda la ciudadanía, representada en distintas Mesas impulsadas por el Ayuntamiento, como es este caso más si cabe tratándose de Movilidad».

En este sentido, el teniente de alcaldesa ha afirmado que «la revitalización del Centro Histórico a corto y medio plazo vendrá dada en intramuros por las actuaciones en Plaza Belén, en Plaza de Las Angustias, y la construcción del Museo Flamenco de Andalucía y de Lola Flores. Proyecto global para el Centro Histórico que evidencian que este Gobierno tiene un Proyecto de ciudad».

Por lo tanto, ha proseguido Díaz, «la aspiración es ir por delante y plantear este Plan como una especie de ‘Pacto de Movilidad por Jerez’, que cada Gobierno local en lo sucesivo vaya desarrollando por fases, atendiendo a las particularidades de cada barrio y de cada zona concreta del centro. Es un Plan de buenas intenciones y que presentamos para conocimiento y propuestas de mejora».

De esta manera, se ha explicado con detalle los objetivos del documento, que se erige como una especie de Plan General de Ordenación Urbana pero específicamente de Movilidad. Un documento que, tal y como avanzara la alcaldesa, Mamen Sánchez, el día de su presentación en abril, se está sometiendo a la consideración de las distintas mesas de trabajo y colectivos de la ciudad con el fin de lograr un amplio consenso para hacer del centro histórico un espacio accesible y con el peatón como protagonista.

El Gobierno local ha incidido en los objetivos fundamentales de esta propuesta y en sus contenidos, recordando que «no consiste sólo en un plan de tráfico, sino que se enmarca dentro de la estrategia global del Gobierno Municipal para la regeneración del centro histórico”. En este sentido, el documento parte de la carencia de “una estructura racionalizada de la movilidad en este ámbito, por lo su principal finalidad es hacer una planificación de la movilidad de forma racional y ordenada la movilidad en este ámbito”.

Esta planificación, tal y como se ha explicado, se plantea a través de una racionalización del uso del viario existente, de tal manera que “no todas las calles sirvan para todo sino que tengan una función acorde a sus características y su posición en la ciudad”.

Red básica, red interior de residentes y red peatonal

Es, por ello, que el Plan propone clasificar el actual sistema viario del centro histórico en tres categorías: una red de vías básicas, que es la principal estructura de movilidad del centro, por donde circulan coches y peatones “sin restricciones”; una red de vías interiores, cuyo uso se reserva en exclusivo para residentes de una zona concreta; y en tercer lugar, se propone la creación de una red peatonal.

Así, figuran como premisas la planificación de la movilidad rodada de manera racional; limitar y regular el espacio público para la sociabilidad y la implantación de una red peatonal que vertebre el centro histórico.

De esta manera, habría primacía del peatón gracias a una jerarquía viaria planificada racionalmente: red básica, red peatonal y red interior. La implantación de estas vías permitirían una mejora de la conexión del centro histórico con el resto de la ciudad.

En la referida tipología cobra especial relevancia la propuesta de ‘red de vías interiores’, que en ciudades como Barcelona se define como ‘super-manzana’ o ‘red-interior’ en Vitoria. Esta red mejora el espacio peatonal para uso y estancia, estructura el centro histórico por barrios y limita el ‘tráfico cautivo’ de paso por vías no aptas para ello. De igual manera, reserva el movimiento rodado de los barrios a los residentes. Se ha expuesto como ejemplo el barrio de San Pedro.

Ello conllevaría la reorganización de las redes de movilidad actuales, instalación de sistemas de control de acceso, cambios de sentido y regulación de aparcamientos dentro del ámbito. Del mismo modo, en otra fase, la rehabilitación del espacio público, con prioridad para la red básica rodada-peatonal. Y, por último, la dotación de aparcamientos para residentes fuera de la calzada.

Catálogo de actuaciones, siendo la primera posible en Santiago

«Estamos ante un catálogo de actuaciones a acometer, por fases y estudiando cada zona con sus particularidades, por eso aspiramos al máximo consenso para dar el paso hacia este modelo sostenible y que ha funcionado y enriquecido otros centros históricos como, por ejemplo, el de Córdoba», ha resumido José Antonio Díaz.

La Asociación de Personas con Discapacidad ‘La Calesa’, que estrenaba hoy presencia en la Mesa de Movilidad, ha indicado que el documento definitivo debe contemplar aspectos que tengan en cuenta la accesibilidad. De esta manera, ha propuesto que las calles sean de ‘plataforma única’ y uniformes para el mejor tránsito de sillas de personas con movilidad reducida. A este respecto, José Antonio Díaz, ha explicado que la pavimentación uniforme y sin bordillos será una tónica dominante en toda la zona.

Igualmente, ‘Solidaridad’ ha planteado que debe estudiarse si en los barrios habría continuidad de zona O.R.A. o bien si ésta se limita sólo a residentes.

Los colectivos ciclistas han expresado que, si finalmente se crea una más extensa red peatonal, hasta qué punto la Ordenanza podría reconocer el tránsito de bicicletas.

Del mismo modo, se ha puesto en común que el transporte público con este nuevo modelo de Movilidad en el Centro Histórico precisa de autobuses más livianos y sostenibles «cuyos modelos ya estamos estudiando y que serían adquiridos mediante los Presupuestos y los fondos EDUSI», ha afirmado José Antonio Díaz. «Potenciar el transporte público con la adquisición de nuevos autobuses es una apuesta firme de este Gobierno», ha añadido Díaz.

Ante la cuestión de la pertinencia o no de realizar ahora este Plan de Movilidad del Centro Histórico, el teniente de alcaldesa ha respondido que «es necesario como complemento de atractivos que llegarán a medio plazo al Centro Histórico tales como Museo Flamenco de Andalucía y renovación de Plaza Belén. Por lo que es necesario ‘fasear’ sus actuaciones de manera ordenada y consensuada».

Díaz ha avanzado que, de contar con la aprobación y el máximo consenso, las primeras actuaciones se realizan en la red interior del Barrio de Santiago.

En próximas sesiones de la Mesa se analizarán las propuestas recibidas con vistas a alcanzar el mayor acuerdo y enviar así el documento definitivo a Pleno para su aprobación inicial.