La costa de Granada acondiciona sus playas para abrirlas en verano

Algunos ayuntamientos tienen todo listo para el momento en que se puedan abrir las playas, pese a que la situación cambia «semana a semana», y «hay mucha incertidumbre»

Los ayuntamientos de la Costa Tropical de Granada están trabajando en los preparativos para acondicionar y tratar de abrir sus playas en verano, respetando las restricciones que decreten las autoridades sanitarias este año con motivo de la crisis del coronavirus.

Según ha indicado a Europa Press el teniente de alcalde de Turismo y Desarrollo Urbanístico del Litoral de Motril, José Lemos, el Ayuntamiento tiene todo listo para el momento en que se puedan abrir las playas, pese a que la situación cambia «semana a semana», y «hay mucha incertidumbre».

En este contexto, Motril lanza un «mensaje siempre positivo dentro del drama que se está viviendo», con playas «muy amplias», y «apartadas de la ciudad» en las que, además, según ha explicado el edil de Turismo, se potenciarían las «medidas higiénico- sanitarias» para el respeto al distanciamiento social y las normas que se dictaminen contra el coronavirus.

Está licitado el servicio de socorrismo de playa, así como el operativo para la instalación de pasarelas y duchas para que todo esté «en perfecto estado» cuando se recupere «cierta normalidad», ha agregado.

En materia turística, Lemos ya había anticipado que todas las instalaciones y servicios municipales del litoral se encontrarán listos de cara a este verano para atender al turismo de cercanía, a la espera de las normas y condiciones que se dicten por las autoridades competentes sobre uso y disfrute de las playas.

Asimismo, el municipio de Almuñécar, también en la costa de Granada, se ha ofrecido como destino turístico «piloto» en la desescalada del sector ante una posible finalización del estado de alarma para el segundo fin de semana de mayo en la que progresivamente se autorizaría la apertura de diferentes tipologías de empresas y establecimientos.

Dada la baja incidencia de la pandemia en la zona, la tipología del destino y la experiencia de los empresarios turísticos, se han ofrecido como destino y establecimientos «piloto», comprometiéndose a articular las medidas de seguridad, higiene y salud pública necesarias para ello.

Las playas de Granada están cerradas desde que el sábado 14 de marzo se tomaran las primeras medidas que prologaron la activación del estado de alarma por el Gobierno para frenar la pandemia del coronavirus.

Por otro lado, el tercer municipio en población de la comarca, Salobreña, anunció a final de mes, con la primera prórroga del decreto del estado de alarma, el cierre de tres de los accesos a la localidad, dejando abierto al tráfico solamente y bajo control policial, el de la N-340 que conecta con la parada de autobuses.