El Congreso ha dado este jueves la espalda a la moción de censura de Vox para sacar a Pedro Sánchez de La Moncloa, convirtiéndose así en la menos votada de las cinco registradas en la democracia constitucional. Su candidato, Santiago Abascal, sólo ha recibido el apoyo de sus 52 diputados; muy lejos de la mayoría absoluta (176 votos) necesaria para que triunfase. Ha cosechado votos 298 en contra, incluyendo al PP, UPN y Foro Asturias.

Conforme al Reglamento, la votación fue pública y por llamamiento, pero en esta ocasión, con motivo de las restricciones derivadas la pandemia, sólo pudieron decir su voto de viva voz los presentes en el hemiciclo. El resto lo hicieron vía telemática y el sentido de su voto fue leído por el secretario de la Mesa del Congreso.

Para relevar a Sánchez, el candidato de Vox necesitaba reunir la mayoría absoluta de la Cámara, 176 votos. Como no lo ha logrado la presidenta del Congreso, Meritxell Batet, ha dado por rechazada la iniciativa.

El 85% de la Cámara dice ‘NO’ a Santiago Abascal

Abascal ha obtenido sólo el ‘sí’ de los 52 diputados de Vox, el 15% del conjunto de la Cámara. Así, su candidatura ha sido rechazada por 298 votos, los que suman los diputados del PSOE, el PP, Unidas Podemos, ERC, el Grupo Plural (Junts, Más País, Compromís y BNG); Ciudadanos, PNV, Bildu y el heterogéneo Grupo Mixto (CUP, UPN, CC, NC, PRC, Foro Asturias y Teruel Existe). Nadie se ha abstenido.

Así las cosas, la moción de Vox se ha convertido en la menos votada de la reciente historia democrática. Ha estado por debajo incluso de los 68 votos de la Alianza Popular de Antonio Hernández Mancha en 1987 y de los 82 que cosechó Pablo Iglesias y Podemos en 2017.

Moción de censura: precedentes históricos

La primera moción de censura data de 1980, cuando el PSOE de Felipe González intentó sacar de La Moncloa a Adolfo Suárez. La segunda, llegó siete años después, en 1987, cuando la Alianza Popular de Antonio Hernández Mancha hizo lo propio contra González. Ninguna de las dos prosperó, como tampoco lo hizo la que, 20 años más tarde, impulsó Pablo Iglesias en 2017 contra Rajoy.

En 1980, Felipe González logró el respaldo de 152 diputados (socialistas, comunistas, andalucistas y tres representantes del Grupo Mixto), frente al rechazo de 166 y la abstención de otros 21 –en la sesión se registraron 11 ausencias–. Es decir, el PSOE se quedó entonces a 24 votos de conseguir la aprobación de la moción de censura, lo que catapultó a González, que dos años después logró una holgada mayoría absoluta.

Más lejos de la mayoría se quedaron las mociones de Pablo Iglesias, que recabó 82 a favor (Unidos Podemos, ERC, Compromís y EH Bildu). Así como la de Antonio Hernández Mancha (68 votos de la entones Alianza Popular, antecedente del PP)

La última moción, la que permitió a Sánchez acceder a La Moncloa en junio de 2018, fue la única que prosperó al reunir 180 votos a favor (PSOE, Unidas Podemos, ERC, PDeCAT, PNV, Compromís, Bildu y Nueva Canarias) frente a 169 en contra (PP, Ciudadanos, UPN y Foro Asturias) y una abstención, la de Coalición Canaria.

Pablo Casado carga duramente contra Abascal y Vox

En la mañana de este jueves 22 de octubre ha continuado el debate sobre la moción de censura presentada por Vox al Gobierno. Moción de censura que no ha prosperado, y donde el PP ha votado ‘NO’.

Pablo Casado ataca a Vox y Abascal en la moción de censura

Casado, al frente del PP no solo ha asegurado que votará en contra de la votación de censura; si no que ha cargado duramente contra Santiago Abascal y Vox.

«Para este viaje no hacían falta tantas alforjas», ha denunciado Casado, en un duro discurso contra el líder de Vox por querer «engañar» a los ciudadanos con esta iniciativa y llevar tres meses «atacando» al PP «para nada». «Mucho ruido y pocas nueces», ha apostillado.

Pablo Casado ha acusado a Abascal y los suyos de preferir poner en el Gobierno a Pedro Sánchez para atacar desde la oposición. En la sesión de este jueves 22 de octubre, el PP se ha distanciado definitivamente de Vox: «Nosotros no queremos ser como ustedes. No queremos ser como usted», ha manifestado Casado dirigiéndose a Abascal.

El PP vota no a la moción de censura

El líder del PP, Pablo Casado, anunció este jueves que el Grupo Popular votará «no» a la moción de censura de Vox contra el Gobierno de Pedro Sánchez. Una iniciativa de «impostura» que les lleva a «perder el tiempo» en plena oleada de Coronavirus. A su entender, Vox «es parte del bloque de la ruptura» con Pedro Sánchez y Pablo Iglesias.

«Le diré claramente lo que es esta moción. Es una mentira más de Vox para que Sánchez siga en la Moncloa», ha proclamado Casado. El líder del PP ha proclamado un duro discurso contra el partido de Santiago Abascal; al que ha acusado de «jugar al mismo juego» que Pedro Sánchez aunque «lo juegue al otro lado del campo».

Es más, Casado ha afirmado que Vox es «la derecha que más le gusta a la izquierda». «Hoy se censura a sí mismo», ha recalcado. Además, ha recriminado a Abascal sus ataques al PP, el partido en el que ha militado tantos años aunque «ya haya cambiado de chaqueta».

El líder del PP ha recalcado que Abascal ha hecho la «misma trampa» y cometido el «mismo fraude» que Pedro Sánchez porque ha puesto a los españoles en manos del actual Gobierno al rechazar la unión del centro-derecha antes de las elecciones. A su entender, ese comportamiento le hace «colaborador necesario» del Ejecutivo de Sánchez, «el peor en 40 años», al «regalarle» la victoria con la fragmentación electoral.

Tras asegurar que PP y Vox «no son equiparables» y son «muchas las diferencias», Casado ha confirmado que el Grupo Popular votará ‘no’ a su moción de censura. «Votaremos ‘no’ porque decimos «no» a la ruptura que usted busca y a la polarización que usted busca como Sánchez. No a esa España a garrotazos en blanco y negro de trincheras, ira y medio», ha aseverado.