«Ahora si una mujer dice sí y días después no, puedes ir a prisión por violación»

Francisco Serrano, líder en Andalucía de Vox, analiza la sentencia de La Manada: «altera todas las garantías constitucionales»

El líder de Vox en Andalucía Francisco Serrano, quien es también magistrado en Sevilla, considera que la sentencia le parece gravísima, «porque altera todas las garantías constitucionales establecidas por la jurisprudencia en la materia. Se nota que es una sentencia dictada por la turba feminista supremacista».

Serrano afirma a través de una publicación de Facebook que «a partir de esta sentencia, si una mujer dice sí pero en cualquier momento posterior dice no, inclusive varios días después, el denunciado será condenado a prisión por violación».

El también magistrado incide que «hasta un gatillazo o no haber estado a la altura de lo esperado por la mujer, podría terminar con el impotente en prisión».

Manifiesta que «esto es gravísimo. Es un torpedo directo contra la heterosexualidad, contra las relaciones libres entre hombres y mujeres. Más liberticidio progre. Nos encontramos ante la paradoja progre, en la cual la relación más segura entre un hombre y una mujer, será únicamente a través de la prostitución».

Desde ahora, prosigue en su discurso, «la diferencia entre tener sexo gratis y pagando, es que gratis puede salir más caro. Es muy triste, porque no estoy de acuerdo con la prostitución, ni con el comportamiento de los condenados».

Advertisement

Serrano, finaliza añadiendo que «el problema es lo que va esto a alterar nuestra sociedad, tal y como pretenden los antisistema y la izquierda liberticida».

Por su parte, el portavoz parlamentario de Vox en Andalucía, Alejandro Hernández, ha mostrado su «máximo respecto» a la sentencia dictada este viernes por el Tribunal Supremo contra los miembros de La Manada, a la par que ha asegurado que seguirá «luchando» por un Poder Judicial «autónomo e independiente».

Además, ha publicado en Twitter: «Quiero manifestar mi máximo respeto por las resoluciones de nuestros Juzgados y Tribunales, significando que desde Vox pedimos ya hace tiempo un endurecimiento de las condenas para los delitos de violación. Seguiremos luchando por un poder judicial autónomo e independiente».