Fernando Simón ve «imprudente» fijar fechas para la desescalada

Pedro Sánchez, ha fijado para la segunda quincena de mayo el «horizonte» de relajación de las medidas , aunque el doctor prefiere guardar cautela

El director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias del Ministerio de Sanidad, el doctor Fernando Simón, ha calificado hoy de «imprudente» dar fechas para la desescalada de las medidas de confinamiento que se llevan aplicando desde el pasado 14 de marzo cuando el Gobierno aprobó el decreto del estado de alarma.

Lo ha hecho durante la rueda de prensa del Comité Técnico del coronavirus, que se celebra de manera habitual a media mañana en Moncloa, y un par de horas después de que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, fijara para la segunda quincena de mayo el «horizonte» de relajación de las medidas, o de desescalada, que llevará a los españoles a la «nueva normalidad», que se habrá de adoptar mientras que no haya una vacuna contra el virus.

El jefe del Ejecutivo ha dejado claro también que la desescalada será «lenta y gradual» y que podrá tener avances y retrocesos en función de cómo evolucione el control del virus.

Sin embargo, el doctor Fernando Simón ha calificado de «imprudente» fijar fechas al ser cuestionado por el horizonte temporal para la desescalada.

«Lo cierto es que dar unas fechas ahora yo creo que sería una opción imprudente cuando lo que estamos tratando de transmitir es prudencia, tanto a la población como a los que ofrecen el criterio técnico y a los que tienen que tomar decisiones», ha remachado.

Y ha justificado su respuesta precisando que antes de tomar decisiones en ese sentido hay que tener la garantía de que si hay un rebrote de casos, el sistema de Salud va a ser capaz de tratarlos correctamente, de absorberlos y de garantizar un tratamiento lo mejor posible.

«Hasta que eso no esté claramente disponible no se puede pensar en ninguna opción de transición», ha exclamado.

Según el doctor Simón, hay que ser capaces de hacer un seguimiento bueno en el tiempo para poder valorar cómo evolucionan los casos y sobre todo el inicio de esos posibles rebrotes epidémicos, para poder controlarlos a tiempo y que no tengan una expansión geográfica como ha sucedido en el primer momento en todos los países.

«Una vez hechos esos dos aspectos, tenemos que garantizar la capacidad para detectarlos pero además, diagnosticarlos y controlar cada caso que aparezca y a sus contactos y ser capaces de sacar el riesgo de la población general», ha añadido.

Fernando Simón explica que todos estos aspectos se están trabajando entre las CCAA y el Gobierno central y hasta que no se puedan «garantizar» esas condiciones no se podrá empezar a plantear una «posible transición».

No obstante, ha mostrado su esperanza de que eso se pueda garantizar pronto, pero recalcando que hasta que no esté claro, hay que ser «muy prudentes». «Por lo tanto, dar unas fechas concretas sería ahora mismo todo lo contrario, sería imprudente».