El Real Madrid toma el mando en la Liga con polémica

Los de Zidane se sitúan líderes tras doblegar a la Real Sociedad 

El Real Madrid afrontaba con ilusión su desplazamiento a San Sebastián para medir sus fuerzas con la Real Sociedad. En caso de poder doblegar a los donostiarras, los blancos superarían al FC Barcelona en lo más alto de la tabla de la Liga. Todo ello, como es evidente, provocado por el empate de los culés en Nervión frente al Sevilla el pasado viernes.

Zinedine Zidane sorprendió con la presencia de James Rodríguez en su once inicial, dado que no era titular desde el pasado 6 de febrero. En concreto, en el duelo contra la Real Sociedad en la Copa del Rey. El primer tiempo transcurriría con un ligero dominio de la entidad merengue, especialmente en el tramo decisivo de los 45 minutos inaugurales.

Vinícius estaba desbordando continuamente por el flanco zurdo del ataque blanco, siendo el jugador más desequilibrante del plantel encabezado por Zidane. Pese a ello, el Real Madrid no estaba demasiado acertado de cara a portería para perforar el fondo de las mallas de la meta custodiada por Álex Remiro (viejo conocido del Athletic de Bilbao).

Martin Odegaard también dejaba destellos de la calidad que atesora con el cuero en sus botas, pero no cabe duda que el obligado parón de la competición por la crisis sanitaria del coronavirus no le ha sentado bien a las tropas de Imanol Alguacil. Al regresar del túnel de vestuarios, el colegiado decretaría pena máxima por un derribo de Diego Llorente sobre Vinícius en el interior del área local.

Un lanzamiento que se encargaría de convertir Sergio Ramos, firmando el 0 – 1 y convirtiéndose en el zaguero más goleador en la historia de nuestra Liga, superando con ello a Ronald Koeman (leyenda del FC Barcelona). Prácticamente, fue la última acción del de Camas en el encuentro, dado que tuvo que ser reemplazado por Éder Militao al sufrir un encontronazo con Alexander Isak.

Adnan Januzaj, que había entrado al campo en detrimento de Mikel Oyarzabal, devolvería la paridad al electrónico con un potente disparo. Sin embargo, la acción sería invalidada por el trencilla al considerar que ‘Portu’ se encontraba en fuera de juego posicional. Acto seguido, Karim Benzema dejaría el envite casi visto para sentencia al materializar el 0 – 2, demostrando que está en un momento dulce después de su doblete ante el Valencia.

La Real Sociedad le metería algo de presión al Real Madrid con el tanto de Mikel Merino, recortando distancias en el marcador y aportando un toque de picante en las postrimerías del duelo (1 – 2). Pese a ello, el vigente campeón de la Supercopa de España, disputada en Arabia Saudí, lograría una importante victoria para escalar hasta lo más alto de la clasificación en Primera División. Por su parte, los donostiarras tan solo han sumado uno de los nueve puntos por los que han competido desde la reanudación del torneo de la regularidad en territorio nacional.