‘Graduado’ tras ayudar a su hijo con discapacidad a convertirse en Maestro

La orla de la promoción 2015-2019 incluye a Juan, el padre que ha acompañado a su hijo Juan José durante toda la carrera

Una historia conmovedora y de superación la de Juan José y su padre Juan, que demuestra el amor incondicional de un padre hacía un hijo y todo lo que éste es capaz de hacer por su sucesor. Juan es padre de Juan José, un joven roteño que sufre una discapacidad severa y que está a punto de concluir sus estudios del Grado de Educación Primaria en la Universidad de Cádiz, en el Campus de Puerto Real.

Foto de TodoOrlas

Juan, que desde que su hijo nació ha estado al pie del cañón debido a la muerte de su madre en el parto, no dudó en acompañarle en todas y cada una de las clases a las que durante cuatro años tuvo que asistir para poder cumplir su sueño de ser docente. Pero esto no es la primera vez que ocurre, ya que Juan José está a punto de acabar su segunda carrera. Años atrás obtuvo el título de graduado en Matemáticas, que en esa ocasión fue asistido por la Asociación de personas con discapacidad de Rota.

«Lo que nos llamaba la atención de Juan es que siempre estaba pendiente de su hijo, en la puerta de la clase. Si acaso se marchaba a la cafetería a tomarse un café. Muchos profesores, viéndolo a diario, le proponían que entrase en clase», nos comenta una compañera de Juan José.  Juan incluso se desplazaba a llevar a compañeros a otras localidades.

Durante las clases en Puerto Real, Juan siempre tiene que estar pendiente de su hijo, ya que tenía que acudir en los cambios de clases para desplazarlo, de la facultad al aulario y viceversa. Un compañero nos afirma que Juan destaca por su humildad, ya que «nunca ha hecho alarde de lo que hace por su hijo. No habla por no molestar. Es muy buena persona».

Con el transcurso de los años, el padre de Juan José ha pasado a ser el padre de todos los compañeros, como estos mismos aseguran. Para el resto de compañeros, Juan es una persona cariñosa, de las que te alegran el día y siempre tienen una sonrisa en la cara.

Su compañera nos asegura que «Juan se ha sacado la carrera al igual que nosotros. Sin presentarse a los exámenes ni estar matriculado, pero a nivel de tiempo, él ha estado presente siempre. Para él, su hijo es capaz de hacer de todo y lo único que tiene son unos límites corporales y motores. Su hijo puede ser lo que quiera en la vida».

Por ello la empresa Todo Orlas, ideó incluirlo en la Orla del Grado como uno más, acto que fue aprobado de manera unánime y con alegría por la promoción. En la orla, Juan padre aparece como “papá de Juan José y de todos…”. Para Juan, como nos afirma un compañero, donde «va su hijo no va nadie y él siempre va a luchar porque su pequeño Juan José cumpliera sus sueños».

Foto de TodoOrlas

Por ello, nos gustaría acabar con una célebre cita del escritor sevillano Mateo Alemán (1547-1614) que describe a la perfección esta bonita historia: «No hay palabra ni pincel que llegue a manifestar amor de padre».

Juan José, oficialmente graduado junto a su padre Juan