«Kichi ya se ha convertido en casta o stablishment». La portavoz del grupo municipal de Cs en el Ayuntamiento de Cádiz, Lucrecia Valverde, ha calificado de «puro trilerismo político» el anuncio que ha realizado el alcalde de Cádiz, José María González, Kichi que ha dejado abierta la puerta a presentarse a la reelección en 2023. Por ello ya lo incluye en la casta.

Incumple de esta manera uno de los pilares del código ético de la formación morada que suscribió en 2015 y 2019; ese que limita a dos legislaturas el tiempo máximo en un cargo político en la administración. «José María González Kichi con esta declaración de intenciones se ha convertido en un político de la casta, o ‘stablishment’, como ahora le gusta decir».

Sin embargo, estos acontecimientos no han cogido por sorpresa a Ciudadanos, porque el alcalde «lleva incumpliendo sus compromisos programáticos desde que accedió a la Alcaldía», ha manifestado Valverde. «Hace trampas, cambia las reglas del juego a su gusto, como con el cambio de nombre del Carranza«, ha añadido.

En opinión de Cs, la deriva que ha tomado Kichi lo ha convertido en «un personaje de la casta y quemado, es una caricatura de sí mismo». Y atribuye a «motivos puramente personales» su intención de volverse a presentar a las elecciones.

Relación directa con la expulsión de Teresa Rodríguez

La portavoz de Ciudadanos en el ayuntamiento gaditano, relaciona directamente el anuncio efectuado con la «pataleta emocional» por la expulsión de Teresa Rodríguez del Grupo Adelante Andalucía en el Parlamento Andaluz. Y la consiguiente pérdida de una jugosa asignación como grupo político en la Cámara andaluza.

En este sentido, también ha vinculado su viraje de seguir cuatro años más en política con sus «continuos devaneos políticos e incapacidad para ofrecer una alternativa creíble». «A pesar de su largo listado de asesores José María González Kichi no ha logrado ni por asomo brindar esa alternativa política con la que aterrizó en el sillón de la Alcaldía en 2015; y del que ahora no se quiere levantar».

Perplejidad por un argumento ambiguo

La concejala de la formación naranja sí ha mostrado su perplejidad por el argumento ambiguo y populista de «quedarse si la gente me lo pide», esgrimido por el alcalde de Cádiz para intentar aferrarse cuatro años más al cargo. «¿Cómo lo va a detectar? ¿Va a pulsar a la opinión pública en un proceso participativo como el del nombre del Carranza?», se pregunta la edil, que barrunta que «el ayuntamiento de Cádiz volverá a ser motivo de mofa de toda España tras desdecirse el alcalde de lo que viene repitiendo desde 2015 de que no estaría en política más de ocho años. Así está el Ayuntamiento del cambio, de Cádiz».

Los cambios de opinión del primer edil gaditano con respecto a sus promesas, programa y decisiones se han convertido en una rutina constante en su trayectoria en San Juan de Dios. «Si no quiere hacer algo a lo que se comprometió o no puede cumplir algo que lleve vendiendo años, le da igual; al alcalde le basta con buscar una excusa y desplegar un circo apoyado por su estrategia de marketing populista para intentar convencer de lo contrario que defendía 24 horas antes». Como ejemplos, Valverde cita que «no ha luchado para solucionar los problemas de las personas sin hogar; ni de la vivienda; ni la pérdida de población. Y ni mucho menos, ha hecho del Ayuntamiento una Corporación abierta, transparente y participativa; porque, justamente es todo lo contrario ya que estamos ante una administración que es más opaca, cerrada y despótica que nunca».

El anuncio de Kichi

El alcalde de Cádiz, José María González ‘Kichi‘, no descarta volver a presentarse como cabeza lista para la Alcaldía en las próximas elecciones de 2023. A pesar de que había dicho que estaría ocho años en política, este jueves 19 de noviembre ha manifestado que «por supuesto» que lo hará «si la garantía de que esta ciudad mejore es que mi grupo me diga que encabece la lista».

En una entrevista concedida a Diario de Cádiz, recogida por Europa Press, el alcalde ha manifestado que «Cádiz había comenzado un proceso de recuperación económica» que, a su juicio, se ha visto interrumpido por el parón que ha supuesto la pandemia para todos los sectores.

«A la hora de hablar en serio, nadie cuestiona que Cádiz estaba experimentando un proceso de recuperación, evidentemente a remolque del sector servicio y del turismo», ha aseverado González. Además, ha añadido que «si no hubiese sido por esta interrupción tan brusca, se veía una ciudad que iba floreciendo tras 20 años en la sombra».