La alcaldesa de Almonte (Huelva), Rocío del Mar Castellano (Mesa de Convergencia), ha informado de un brote «importante» de Covid-19 en la residencia de mayores ‘Madre de Dios’ de la localidad. Ha reseñando que, aunque aún no puede ofrecer datos concretos «porque se siguen haciendo pruebas PCR a los trabajadores y usuarios»; la dirección del centro ha trasladado la existencia del mismo al Consistorio.

Rocío del mar Castellano, alcaldesa de Almonte

Así, en un vídeo publicado en las redes sociales del Ayuntamiento de Almonte, Castellano ha tachado de «preocupante» esta noticia. Igualmente, ha destacado que en los últimos días «se observa un aumento de casos semanal» en la localidad.

En este punto, ha indicado que los datos de este miércoles arrojaban la cifra de 56 positivos en la última semana, advirtiendo que, a este dato, «hay que sumar otros que no están registrados porque no se han hecho la prueba PCR y, por tanto, no aparecen en las estadísticas oficiales».

Por esto, la regidora ha señalado que la situación es «delicada» y «objetivamente mucho peor que durante el confinamiento». Sin embargo, ha trasladado un mensaje de «tranquilidad» y ha vuelto a insistir en la importancia del cumplimiento de las medidas que se han establecido para frenar al virus.

Refuerzo de limpieza en Almonte, El Rocío y Matalascañas

De este modo, ha subrayado que desde el Ayuntamiento seguirán haciendo todo lo posible «para minimizar los efectos de la pandemia con todos los medios»; como, por ejemplo, con las fumigaciones que están realizando en los tres núcleos –Almonte, El Rocío y Matalascañas–. Así como en los lugares de mayor afluencia de público y «los más sensibles», incluyendo las residencias ‘Madre de Dios’ y ‘El Pastorcito’ y los centros educativos.

Además, Castellano ha destacado «la importante labor» que realizan los Servicios Sociales Municipales. También ha destacado el trabajo de la empresa municipal de Servicio de Ayuda a Domicilio de Almonte (SADA) «atendiendo a las personas más vulnerables».

Asimismo, la alcaldesa ha reiterado su llamamiento para que la ciudadanía «extreme» las medidas de seguridad, «siendo conscientes, además, como ya han advertido las autoridades sanitarias, que la temporada de la gripe no ha empezado todavía y que la situación general es muy posible que empeore».

Por último, Castellano ha lanzado un mensaje de «afecto» para todas aquellas personas que sufren esta enfermedad y a sus familias. Han mandado sus «mejores deseos» y «una pronta recuperación».

Fiesta ilegal en plena calle de Isla Cristina

Mientras tanto, un grupo de personas ha organizado una fiesta en plena calle en Isla Cristina (Huelva). Los participantes no cumplían ninguna medida de seguridad para prevenir los contagios de Covid-19, recogidas en el BOJA.

Así, la Guardia Civil ha conseguido identificar a siete de las personas que aparecen en un vídeo difundido a través de redes sociales. Actualmente, la investigación continúa abierta.

Según ha informado el Instituto Armado, las investigaciones comenzaron el pasado día 13 de noviembre cuando se tuvo conocimiento a través de las redes sociales, de la grabación de un vídeo en directo, en el que varias personas de la localidad de Isla Cristina se encontraban bailando y consumiendo bebidas alcohólicas en la vía pública, sin mascarilla y sin mantener las distancias mínimas de seguridad para la prevención de contagios.

Estas imágenes comenzaron a circular con gran rapidez por la localidad, causando gran indignación entre los vecinos, que informaron de los hechos a los agentes.

Por parte de agentes del Área de Investigación se procedió al visionado del vídeo que, tras la alarma generada, fue retirado de las redes sociales por la misma persona que lo grabó.

En el vídeo se podía observar a varios vecinos de una barriada de la localidad onubense bailando en la vía pública. Contaban con varias mesas repletas de bebidas alcohólicas y además entre ellos se encontraban menores de edad.

Para más datos, los participantes en la fiesta no respetaban ninguna de las medidas de seguridad recogidas en el Decreto Ley de la Junta de Andalucía 21/2020 del 4 de agosto. No portaban mascarillas ni guardaban distancia de seguridad entre sí.