Melyssa se va después del gran choque con Tom en la hoguera. Se despide de sus compañeros tan triste como orgullosa de cuanto ha afrontado. Ella está convencida que en la isla de las tentaciones ha conseguido quererse. Tom anuncia que también se va solo. Sandra no se lo esperaba en absoluto. Sandra no entiende nada, sufre un shock inesperado.

Padece Sandra la peor noche en la villa. Piensa que Tom la ha utilizado. Hasta que no vuelva a hablar con Tom no se serenará. Ahora no es coherente con lo que piensa ni con lo que dice. Sandra no quiere seguir en la casa. Lo ha decidido en firme. Sin Tom ya nada tiene sentido. Menos su estancia en un lugar predestinado para encontrar en amor.

Para las últimas citas todos escogen a la misma pareja. Unos llegan hasta el final –es decir, hasta la cama- y otros no. Alcanzan las sábanas de una noche de pasión Marta, Mayka, Lester…Ya no hay vuelta atrás. Las rupturas se mascan. Ya se prevén parejas sin solución de continuidad.

Un hoguera final cargada de sorpresas

Por tanto la hoguera final echará fuego. Perro un fuego abrasador. La pregunta por antonomasia del programa sigue campando a sus anchas: ¿estáis realmente hechos el uno para el otro? Pablo y Mayka discuten desde el primer segundo de su encuentro. Mayka no tiene ninguna justificación. Está desarmada. Su infidelidad está probada. Una imagen vale más que mil palabras. Pablo decide irse sólo. Mayka decide irse de la isla con Óscar. Estaba cantado.

Alex y Patry aparentemente se reencuentran felices y enamorados. Hubo sus roces durante la última hoguera. La isla de las tentaciones pesa mucho pero el amor verdadero triunfa. Deciden marcharse juntos y de la mano. Parecen convidados de piedra de una edición que también ha dado mucho que hablar.

Marta y Lester. Combustible en pantalla. Marta: “Vengo a apechugar con lo que venga porque todo lo he hecho con la mayor sinceridad del mundo”. Amor odio entre ambos. Instantes de verdadera tensión. Se reprochan y se atraen. La cuerda se estira, parece que se va a romper y, al segundo, que se aproximan sus extremos. Se quieren mucho pero se quieren mal.

Marta decide marcharse en soledad de la isla

Marta se va sola. Necesita aclarar sus ideas. Necesita conocerse más. Y mejor. Bastante mejor. Lester se quiere ir con Patri. Quiere demostrarle a todo el mundo que cuanto ha sentido es real.. Patri quiere irse también con Lester. No hay mal que por bien no venga. Lester sale enamorado. Se merece un triunfo final. El suyo y de nadie más.

Cristian y Melodie. Se enzarzan desde el principio. Ella: “Me he centrado tanto en ti que ya no me acordaba de mí. Beltrán me ha devuelto el valor que yo tengo. Antes no me quería para nada”. Melodie dice que no está enamorada de Cristian. El dice que quiere abandonar la isla con ella. Melodie apostilla que se quiere ir sola. Luego habla con Beltrán y opta por irse con su nuevo amor.

El ritmo de esta edición de ‘La isla de las tentaciones’ ha sido irregular. Para quizá acelerarlo todo en el último programa. O penúltimo, porque en un par de días llega la situación de cada pareja, el reencuentro, tres meses después de la grabación de estos capítulos de corazones rotos y ojos que se abren.

No todo ha finalizado tras el punto y final de la despedida de la isla. Las espadas han seguido en alto en según qué casos. Mención aparte merece Sandra Barneda. Ha hecho olvidar pronto a Mónica Naranjo en la conducción/presentación del espacio. No por demérito de Mónica sino por mérito de Sandra. Dicho sea en alabanza de ambas