El Ayuntamiento de Almería ha señalado este lunes que se ha encargado del traslado de 15 personas llegadas en patera en cuarentena por haber estado en contacto estrecho con un positivo en covid-19 al albergue habilitado en Víznar (Granada) ante la ausencia de un protocolo específico que detalle las competencias y tras la petición de «colaboración» de la Subdelegación de Gobierno, que en las últimas semanas ha rechazado ser la administración encargada de efectuar estos traslados.

Según ha indicado en rueda de prensa la primera teniente de alcalde y portavoz municipal de Almería, María Vázquez (PP), el Ayuntamiento de Almería habilitó al mediodía de este domingo un microbús a través de la empresa que tiene la concesión municipal de transportes para efectuar el traslado. En el mismo participaron miembros de la Policía Nacional «con los medios de protección necesarios».

«Está claro que la competencia es o de Sanidad o del Gobierno, pero no del Ayuntamiento de Almería», ha insistido la concejal. Ha incidido en que el Consistorio abogó por participar en el traslado «en aras de la máxima colaboración». Y para evitar que estos contactos estrechos pudieran «estar por Almería» una vez finalizara el periodo de detención a las 7,00 horas de este lunes y salieran del centro de acogida temporal de extranjeros (CATE) del Puerto de Almería.

Así, Vázquez ha detallado que ha sido la Subdelegación de Gobierno la que solicitó dicha colaboración e indicó el albergue al que debían ser trasladadas las personas en cuarentena. A su vez, la persona que dio positivo a las pruebas de covid-19 quedó a cargo de las autoridades sanitarias para su supervisión médica.

La Junta asegura que solo debe ocuparse de los casos positivos

La portavoz municipal ha recordado que el equipo de gobierno impulsó una moción en el último Pleno. El objetivo era reivindicar un protocolo que aclare las competencias en este tipo de traslados por parte de las administraciones; puesto que la Junta de Andalucía considera que solo debe ocuparse de los casos positivos, mientras que la Subdelegación de Gobierno; que se ocupó de trasladar a las personas en cuarentena durante el mes de agosto y principios de septiembre; cambió de criterio a mitad del mismo mes, lo que conllevó a dejar sin recurso habitacional a decenas de personas.

Para el Ayuntamiento de Almería, este tipo de traslados son objeto de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado. «Es el Gobierno el que tiene que trasladar a los inmigrantes», ha opinado Vázquez. También ha hecho referencia a un auto dictado por el Juzgado de lo Contencioso-administrativo 4 de Murcia el pasado mes de septiembre. En él se denegaba la petición de medidas cautelares para suspender una resolución en la que se acordaba que era el Ejecutivo central el que debía proporcionar alojamiento a los inmigrantes irregulares llegados a la Región para guardar cuarentena.