Cádiz readapta sus espacios musicales al Coronavirus

Sigue las condiciones marcadas ahora por la Junta de Andalucía y dejará 1,5 metros entre sillas, lo que implicará una disminución del aforo en el Baluarte de La Candelaria

La Delegación Municipal de Cultura está procediendo a readaptar la disposición de los asientos que colocan en los distintos equipamientos donde se ofrece programación cultural, a fin de espaciar aún más la distancia entre ellos siguiendo las condiciones marcadas ahora en un nuevo decreto por la Junta de Andalucía para prevenir la propagación de la Covid-19.

El Ayuntamiento de Cádiz había diseñado el aforo de cada espacio municipal acorde a las directrices de salud pública tal y como se aprobó en Junta de Gobierno Local, si bien ahora la Junta de Andalucía ha fijado unas condiciones más estrictas.

Así, mientras que hasta ahora se disponían los asientos a un metro de distancia y se obligaba al público asistente a llevar mascarilla, ahora el Gobierno andaluz exige que se guarde una distancia mínima entre asientos de 1,5 metros.

Ante ello, la Delegación Municipal de Cultura se va a ver obligada a readaptar el aforo del Baluarte de la Candelaria, mientras que no sufrirán modificación alguna los del castillo de Santa Catalina y del Parque Genovés. Lo único que cambiará en este último recinto es que se prohibirá la entrada a partir de las 0:00 horas.

Distintos técnicos del Consistorio gaditano están coordinando con la Junta de Andalucía las nuevas disposiciones a implementar en estos espacios municipales para cumplir las medidas que, a partir de ahora, regirán en Andalucía sobre el aforo de los recintos donde se desarrollen espectáculos públicos.

Estudiar la nueva situación 

La Delegación Municipal de Cultura va a contactar con los distintos promotores que habían convocado sus espectáculos en el Baluarte de La Candelaria para comunicarles estas modificaciones, y estudiar la nueva situación que se abre.

La concejala de Cultura, Lola Cazalilla, expone que el Ayuntamiento de Cádiz «siempre ha antepuesto la salud a cualquier otro factor en el desarrollo de su programación cultural» este verano y que, por eso mismo, ahora continuará esa senda ciñéndose a las condiciones establecidas por el Gobierno andaluz.

«Creemos en la cultura y en que es posible, como hemos demostrado desde la programación municipal este verano, que se celebren espectáculos culturales públicos con todas las medidas para garantizar la seguridad sanitaria de los asistentes.

Lo estamos logrando y vamos a continuar haciéndolo, ahora adaptándonos a esta nueva modificación», afirma.