«Andalucía debe ser de las primeras en el desconfinamiento»

Marín afea el «globo sonda» sobre niños y critica que Andalucía sigue sin recibir «ni un céntimo» de los fondos anunciados por el Gobierno

El vicepresidente de la Junta y consejero de Turismo, Justicia, Regeneración y Administración Local, Juan Marín, ha afirmado que Andalucía habría de ser «probablemente la primera» en las que se inicie el desconfinamiento, así como en Baleares y Murcia teniendo en cuenta los datos de contagio inferiores al resto, a la par que ha afeado al Estado el «globo sonda» sobre la salida de los menores a la calle a partir del día 27 de abril.

En una entrevista en la Cadena Ser, recogida por Europa Press, Marín ha subrayado que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha de primar el escuchar a los médicos y profesionales de los servicios sanitarios en vez de «estar mirando continuamente por el retrovisor a ver cuántos escaños se van en tomar una decisión o en otra, como lamentablemente ha venido sucediendo».

Al hilo de ello, ha considerado «muy previsible» el anuncio respecto a los menores, aunque ha lamentado que no se hubiera planteado anteriormente a las comunidades. Además, insiste en que tendría que haber concretado más las medidas y hacerlas públicas cuando se tuvieran todos los detalles.

«Hay que plantearle a los ciudadanos medidas que se sepan cómo se va a realizar y no lanzar globos sondas para ver cómo opinan la mayoría. Cuando los niños salgan, lo tendrán que hacer en condiciones de seguridad y acompañados», advierte, preguntándose si los parques quedarán abiertos o si se podrá acceder a las playas. «Es lógico que a los menores se les permita salir porque son la población de menor riesgo, pero si el 26 de abril resulta que no se puede hacer se generará frustración», agrega.

Marín ha incidido en que el mando único en la toma de decisiones ha de mantenerse en el Estado, advirtiendo de que sería «un desastre de dimensiones inimaginables» que cada uno «hiciera la guerra por su cuenta». «Todos tenemos que ir en la misma dirección», sentencia, a la par que reivindica que se cuente con las regiones.

«FALTA DE AGILIDAD ESTATAL»

De otro lado, Marín ha criticado la «falta de agilidad estatal» a la hora de atender las necesidades que plantean las regiones. Así, aunque ha dado la bienvenida a los anuncios realizados en cuanto a líneas para facilitar la liquidez, lamenta que «los 91,7 millones del plan de contingencia de la primera semana de la crisis aún no ha llegado».

Para el vicepresidente andaluz, «una cosa es predicar» y otra ejecutar las medidas, tras llamar la atención sobre los 900 millones de euros que se han invertido ya en sanidad. «Pedimos que nos escuchen», insiste ante un problema que «va más allá de lo sanitario», mencionando la situación que existirá tras la pandemia por el coronavirus.

El responsable regional reitera la petición de realizar un plan nacional para llevar a cabo el desconfinamiento y la recuperación de la actividad, que incluya la reestructuración de la deuda y liquidez. Señala que hay 14.000 millones para las comunidades, casi un siete por ciento más que el año pasado, pero «no ha llegado ni un céntimo y hay que ayudar todos los días a las familias y comprar materiales».

Por último, preguntado por la propuesta de implantación de una renta mínima vital, Marín ha considerado un «error» el formato planteado. De este modo, no piensa que sea «malo» que las personas con menores recursos reciban las ayudas pero entiende que esto «no puede salir de los planes de empleo de las comunidades autónomas, que son los que precisamente refuerzan las políticas ante esas situaciones y crean empleo en la región».