Primera sentencia contra una madre de León que se negaba a llevar a su hijo de cinco años al colegio por miedo al Coronavirus y a la que se obliga a hacerlo.

Los progenitores están separados y el juez ha dado la razón al padre que opinaba justo lo contrario.

La sentencia aclara que al colegio hay que ir a aprender y a socializar con otros niños. Desde este lunes ya ha tenido que ir a clase.

Esta es la primera sentencia que se resuelve en España ante el temor de muchos padres a no llevar a sus hijos al colegio por el temor a la pandemia del Coronavirus.

La abogada Laura Fra, asegura que la resolución de la sentencia dice algo a destacar: “El derecho a la educación es del menor, no del padre o la madre. Este es el gran logro de este asunto”.

Vuelta al cole accidentada en Vigo

La temida vuelta a las aulas, que se produjo la semana pasada, está siendo bastante accidentada, al menos en los colegios de Vigo y su entorno.

Y es que el virus ya ha entrado en varios de ellos. En total, hay al menos 108 niños que permanecen aislados por casos positivos en tres centros educativos de Vigo y otro de Redondela.

El último caso se dio a conocer ayer y se produjo en el colegio Lar. Se trata de una niña de segundo de Primaria. Según el director del centro, Rodrigo Salgado, el contagio se produjo fuera del colegio, concretamente en un parque infantil, el pasado sábado.

La niña estuvo en contacto en el parque con otro pequeño que al día siguiente empezó a tener síntomas sospechosos y que dio positivo en la PCR, por lo que la madre de la alumna del Lar, cuando tuvo conocimiento de ello, decidió llevar a su hija a Vithas Fátima a hacerse la prueba pese a ser completamente asintomática, y dio positivo.

Esto ha obligado al centro educativo a activar inmediatamente el protocolo, pues la niña acudió a clase tanto el lunes como el martes.

Resultado de la prueba

El miércoles fue cuando le hicieron la prueba y el resultado se conoció ayer. Sus 24 compañeros de clase y los dos profesores que compartieron aula con la pequeña infectada ya han sido puestos en cuarentena.

Todas las familias acudieron ayer por la mañana a recoger a sus hijos del centro para aislarlos en casa.

Ahora, la previsión es que se le haga la PCR tanto a los estudiantes como a los profesores que estuvieron en la misma aula.

La cuarentena marcada para todos ellos, como es habitual en estos casos y como confirman fuentes de la Consellería de Sanidade, es de catorce días.

Como ha sucedido en el resto de centros, el contagio se produjo fuera del recinto. «Eso es lo que nos da más impotencia, porque por mucho que aquí desinfectemos todo a conciencia y tomemos todas las medidas sanitarias oportunas, no podemoscontrolar lo que hacen fuera», lamenta Rodrigo Salgado.

El del colegio Lar no fue el único caso confirmado ayer. Los 24 alumnos y la tutora de una clase de otro colegio de Vigo permanecen en cuarentena tras confirmarse un contagio por coronavirus en el aula.

La dirección del colegio contactó de inmediato con las familias del resto de alumnos del aula y de los docentes para poner en marcha el protocolo educativo y sanitario que requieren este tipo de casos.

Los afectados permanecerán confinados durante catorce días. Otros tres profesores, aparte de la tutora de esta clase, también se someterán a las pruebas, aunque según ha determinado la dirección territorial de Educación continuarán en sus puestos de trabajo.

El positivo confirmado es el de una alumna que resultó contagiada en su entorno familiar y que, por tanto, tampoco se infectó en el interior de las instalaciones educativas.