Implantan un corazón artificial total en España

El corazón es capaz de bombear con una consola externa y permitirá a un paciente de 30 años esperar una donación de corazón

El Hospital de Bellvitge de L’Hospitalet de Llobregat (Barcelona) ha implantado su primer corazón artificial total, la segunda vez que este proceso se lleva a cabo en España, tras ya haberse realizado con éxito en Navarra.

Este corazón artificial permitirá a un paciente de 30 años esperar una donación de corazón mientras se recupera de la hipertensión pulmonar que le impide un trasplante inmediato.

El hombre, que tenía fallos en los dos ventrículos del corazón que le impedía recibir un implante parcial de un nuevo ventrículo, fue el elegido para someterse a esta operación con un corazón artificial que le permitirá esperar un donante, según han explicado desde el hospital.

La operación conlleva una alta complejidad, por lo que el paciente, pese a su estado estable, aún se encuentra en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI). El objetivo de este implante era permitir al paciente normalizar su tensión arterial pulmonar.

Durante la operación, los cirujanos retiraron los dos ventrículos, dejando intactas las aurículas, la aorta y la arteria pulmonar, e implantaron en su lugar conexiones para el corazón artificial, que se conecta con dos tubos a una consola portátil. Dicha consola genera impulsos que un sistema de aire y vacío transmite a los ventrículos artificiales para activar el bombeo de la sangre.

Este trasplante supone el segundo de este tipo en España, pero sin embargo, el paciente de Navarra tuvo complicaciones mientras no encontraba donante, esto sumado a la gran envergadura del paciente, hicieron que falleciese antes de abandonar el hospital, por lo que si se logra trasplantar con éxito al paciente de Bellvitge, será el primero en España en volver a casa tras una implantación de este tipo.

«Son técnicas de gran complejidad, con pacientes en situaciones muy complejas también, y a veces evolucionan pero otras no», ha señalado Albert Miralles, jefe de Cirugía Cardíaca del hospital.

A pesar de esto, la operación que genera más dificultad es la siguiente, la que se le hace trasplantándole el corazón biológico, ya que tras la primera operación hay muchas cicatrices internas para volver a operar en tan corto periodo de tiempo.