Incautan más de siete kilos de cocaína de gran pureza en Córdoba

El pasado mes de marzo se realizaron cinco entradas y registros domiciliarios, procediendo a la detención de siete personas

La Policía Nacional ha desmantelado en Córdoba un clan dedicado presuntamente al tráfico de cocaína, que se ha saldado con la detención de siete personas, y se ha incautado de más de siete kilos de cocaína de gran pureza en cinco registros domiciliarios practicados de manera simultánea, en los que también se han intervenido dos pistolas, un rifle, más de 300 gramos de marihuana y 70 de hachís, alrededor de 10.000 euros en efectivo y numerosas sustancias de corte, así como 13 teléfonos móviles.

Según ha indicado la Policía en una nota, la operación, que se ha desarrollado durante más de seis meses en la capital cordobesa, tuvo su inicio tras tener conocimiento el grupo de estupefacientes de la Brigada de Policía Judicial de Córdoba de cómo, al parecer, pudiese estar asentado en la capital un clan dedicado a introducir grandes cantidades de cocaína para, posteriormente, distribuirla al por menor en diferente barrios de la ciudad.

Desde ese momento los agentes realizaron numerosas pesquisas para poder determinar el entramado ante el que se encontraban, realizando numerosas vigilancias y seguimientos, fruto de los cuales lograron ubicar varios domicilios utilizados por miembros del clan.

Fruto de todas las gestiones realizadas, el pasado mes de marzo se estableció un amplio dispositivo policial para realizar cinco entradas y registros domiciliarios, procediendo a la detención de siete personas como presuntos autores de un delito contra la salud pública y otro de tenencia ilícita de armas, así como de receptación.

De este modo, los agentes se incautaron de, entre otros objetos, más de siete kilos de cocaína de gran pureza, dos pistolas, un rifle, más de 300 gramos de marihuana y 70 de hachís, alrededor de 10.000 euros en efectivo, numerosas sustancias de corte, así como 13 teléfonos móviles.

La investigación continuó abierta y los agentes realizaron diferentes gestiones. Además, durante estos días el análisis de la cocaína por parte del laboratorio correspondiente indica que la sustancia incautada es de gran pureza, cercana al 90 por ciento, por lo que en el mercado negro, distribuida al por menor, una vez cortada y adulterada, podría alcanzar alrededor del triple de sustancia.