El gaditano Edu Guerrero lleva todo su arte hasta Madrid

El bailaor actuará en el ciclo Flamenco Real del coliseo madrileño con un espectáculo basado en el premio conseguido hace siete años en el Festival de las Minas

El ciclo Flamenco Real llevará a Madrid a uno de los grandes bailaores del flamenco actual: el gaditano Eduardo Guerrero presentará ‘Desplante’ este viernes, día 17 de enero, a las 20.30 horas, en el Salón de Baile del Teatro Real.

El espectáculo que mostrará en Desplante está basado en la actuación que realizó en el Festival de las Minas de La Unión, en donde obtuvo el primer premio de baile de esa edición, el Premio Desplante 2013. Cuenta en esta ocasión con Manu Soto al cante como artista invitado, y la guitarra de Javier Ibáñez.

En este ‘Desplante’ que ofrecerá Eduardo Guerrero en Madrid, el bailaor gaditano rinde homenaje a los cantes mineros levantinos del siglo XIX que se dieron en la sierra de Cartagena-La Unión procedentes de los mineros, en su mayoría emigrantes andaluces que trasmitían el sufrimiento y los ‘quejíos’ del día a día en la mina.

Guerrero es, un referente masculino en el baile flamenco actual. Investigador incansable, posee una técnica asombrosa que se ha alimentado de míticas figuras como Antonio o Carmen Amaya.

Iniciado en el baile a los seis años, en 2002 empieza a trabajar con grandes artistas que valoran su indudable calidad, capacidad física y técnica, desarrollando papeles principales en las compañías de Aida Gómez, Eva La Yerbabuena, Rocío Molina, Ballet Nacional de España, Javier Latorre, Rafael Aguilar, Amador Rojas, Antonio Canales o David Palomar.

Posee un estilo depurado y actualizado donde sus movimientos llevados al límite se expresan con enorme elegancia. Crítica especializada y espectadores avalan a este «nuevo prodigio flamenco», y así lo acreditan los numerosos premios obtenidos como el anteriormente mencionado del Festival del Cante de las Minas de La Unión o el Premio del Público del Festival de Jerez en 2017.

El Salón de Baile, en esta segunda edición de Flamenco Real, vuelve a acoger los espectáculos de flamenco a lo largo de toda su temporada, enriqueciendo ese espacio mítico con el patrimonio artístico español, en el marco de la política de apertura del Teatro Real a estilos y lenguajes diversos, fomentando el diálogo entre diferentes formas de expresión.

La ambición de Flamenco Real, como productor y dirección artística, es crear la referencia de calidad del flamenco ofreciendo una programación fiel a los orígenes del arte flamenco, que recoja tanto el cante y el toque como el baile masculino y femenino, la juventud con la veteranía, artistas consagrados o consolidados con artistas emergentes llamados a erigirse más pronto que tarde en la generación que va a relevar a las grandes figuras del baile flamenco.

«Todo ello bajo el común denominador de que han sido seleccionados por ser los mejores, por ser los hombres y mujeres que mejor bailan en la actualidad. Sin duda, aunque no están todos los que son, sí son todos los que están», se explica desde el propio teatro madrileño.

A las ocho de la tarde de este viernes se abrirán las puertas de la calle Felipe V y media hora después los asistentes serán recibidos con la degustación de un vino español de la bodega Juan Gil, colaborador de Flamenco Real desde su lanzamiento.

La actuación tendrá lugar a las 21.00 horas y al término de la misma, los espectadores que deseen podrán disfrutar de la compañía de los artistas y acercase así, de manera personalizada, al mundo del flamenco.