El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ha asegurado este pasado martes 15 de septiembre que EEUU está «a pocas semanas» de conseguir una vacuna contra el Coronavirus; especificando que podrían ser «tres o cuatro».

«Si quieres saber la verdad, el Gobierno anterior habría tardado años quizás en tener una vacuna por culpa de la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) y todos los permisos. Y estamos a pocas semanas de conseguirlo (…) podrían ser tres o cuatro semanas», ha afirmado Trump durante un evento en ABC News con votantes indecisos.

El Coronavirus «va a desaparecer»

No obstante, también ha mostrado su convencimiento de que, a pesar de que no se logre conseguir una vacuna contra la enfermedad, el virus «va a desaparecer».

Se trata de una idea que ha repetido de forma reiterada desde marzo. «Va a desaparecer. Va a desaparecer. Lo sigo diciendo», ha remachado.

Durante el encuentro, Trump ha abordado su gestión de la pandemia del Coronavirus en el país norteamericano. Asimismo, ha defendido que no minimizó la amenaza que suponía la pandemia y que, en cambio, la «reforzó».

La polémica del periodista Bob Woodward

Trump se ha enfrentado a críticas por su gestión del Coronavirus, desde que el periodista Bob Woodward revelara una serie de grabaciones. En ellas, el presidente de EEUU le reconoció «restarle importancia» a la pandemia en marzo de este año.

El periodista cuenta en su nuevo libro, titulado ‘Rage’ (‘Rabia’), que el Trump conocía la peligrosidad del virus, que era muy contagioso, que era más «mortal que incluso una gripe muy fuerte» y que, a pesar de esto, repetidamente lo minimizó públicamente.

Según el mandatario, «siempre» quiso «restarle importancia» a la pandemia. A su juicio, el trabajo de un presidente es «mantener Estados Unidos seguro». También en marzo, señaló que «todavía» le gustaba minimizar la amenaza porque no pretendía «crear pánico».

No obstante, este martes 15, Trump ha afirmado que no minimizó la pandemia. «Bueno, no la minimicé», ha zanjado.

No minimizó la alerta ante la pandemia; la «reforzó»

«De hecho, de muchas maneras, la reforcé, en términos de actuación. Mi actuación fue muy dura», ha asegurado. De esta forma, ha ejemplificado sus palabras con la prohibición de viaje emitida por EEUU contra China y Europa en febrero y marzo.

El mandatario ha defendido así su respuesta a la pandemia del Coronavirus en Estados Unidos. «Hicimos un muy, muy buen trabajo cuando emitimos esa prohibición», ha continuado. «Tanto si lo llamas talento o suerte, fue muy importante porque salvamos muchas vidas cuando lo hicimos», ha concluido.

Después de que la información de Woodward se hiciera pública, Trump defendió su gestión del Coronavirus en Estados Unidos. Además, insistió en que no se puede mostrar una sensación de pánico». «Amo nuestro país. Y no quiero que la gente esté asustada. No quiero crear pánico», dijo.

Estados Unidos es el país más golpeado por la pandemia del Coronavirus del mundo. Hasta el momento, ha confirmado 6.537.627; 34.597 en las últimas 24 horas, según los datos proporcionados por los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés). Las muertes por la enfermedad alcanzan las 194.092; 387 de ellas constatadas durante esta jornada.