La Policía Nacional ha auxiliado a una mujer de 62 años de El Ejido que había perdido el conocimiento tras sufrir un ictus en el interior de su vivienda, en la que había quedado atrapada después de que su nieta saliera a pedir ayuda y la puerta se cerrara.

Según ha indicado la Comisaría en una nota, los hechos tuvieron lugar el 26 de agosto cuando se recibió una llamada a la sala del 091 en la que se pedía auxilio para poder entrar en la casa.

Una dotación acudió a la vivienda, donde con ayuda de una radiografía consiguió abrir la puerta y atender a la mujer, cuya respiración y pulso eran muy débiles. Así, se contactó con el 061, que trasladó a la mujer al Hospital Torrecárdenas de Almería.

Los agentes han mantenido contacto con los familiares, interesándose por su estado de salud. La mujer ha sido ya dada de alta y su vida no corre peligro.