Suspendido el Día de la Cruz en Granada

La celebración de este tradicional día, que se celebra el 3 de mayo, queda suspendida en la calle por la crisis del coronavirus

El Ayuntamiento de Granada ha abierto un proceso participativo con el objetivo de que los vecinos engalanen el próximo 3 de mayo sus balcones con motivo del tradicional Día de la Cruz, cuya celebración queda este año suspendida en la calle por la crisis del coronavirus.

Según ha informado el Ayuntamiento de Granada en una nota de prensa, este proceso está dirigido a conseguir que la ciudad no se quede «sin disfrutar este año de una de sus celebraciones más populares debido al estado de alarma decretado por el Gobierno».

El alcalde de Granada, Luis Salvador, ha anunciado este jueves que el Consistorio ha preparado «un proceso participado abierto» a la ciudadanía para que, «entre todos, logremos envolver las ventanas y balcones de nuestra ciudad de la alegría y el ambiente de convivencia que caracteriza a esta entrañable festividad granadina».

El máximo responsable municipal ha explicado que el equipo local de gobierno trabaja «intensamente» en la organización de una programación especial con la que el Ayuntamiento de Granada quiere que, pese a la complicada situación generada por la pandemia de la Covid-19, «toda la ciudad viva en sus hogares de forma entrañable esta tradición».

«Va a ser un Día de la Cruz más familiar que nunca y nos va a permitir que todos, mayores y niños, recuperemos en casa un momento tan único como es construir y decorar una Cruz y escuchar y bailar la música tradicional de nuestra fiesta», ha incidido Salvador.

Por su parte, la concejal de Cultura de Granada, Lucía Garrido, ha avanzado que los ciudadanos podrán dirigir sus propuestas a través del correo electrónico cruces2020@granada.org del Ayuntamiento hasta las 12,00 horas del próximo día 22 de abril, momento en el que tras estudiar las iniciativas vecinales se dará a conocer a toda la ciudadanía la programación municipal diseñada para este Día de la Cruz 2020.

«Se trata de que este Día de la Cruz quede en el recuerdo de todos los granadinos y que entre todos completemos una programación de actividades que, por su originalidad y por la ilusión que entre todos le vamos a poner, se va a convertir en una celebración muy especial», ha remarcado la edil, quien ha animado a los granadinos a «no poner peros y sacar sus mantones y sus adornos al balcón para unirse a la festividad».