Lidia Menacho afirma que “arruinar a un Ayuntamiento contratando, en plena crisis, a miembros de la ejecutiva del PSOE es una inmoralidad, y no hay sentencia judicial que pueda borrar eso”.

El mensaje en las elecciones fue muy claro: “El PSOE no es de fiar y los jerezanos expulsaron a este partido del gobierno”.

La secretaria local del PP destaca que los socialistas aún no han pedido disculpas a los jerezanos “por el gran daño que hicieron a nuestra ciudad cuando gobernaron, que todavía hoy seguimos pagando”.

Recuerda que el gobierno del PSOE siguió pagando con el dinero de los jerezanos grandes sueldos a 33 asesores de su ejecutiva, mientras reconocían que había que aplicar un plan de saneamiento en el Ayuntamiento y mientras dejaban de pagar a las ONGs, a las concesionarias y a los proveedores.

lidia menacho rueda prensaLa secretaria general del Partido Popular de Jerez, Lidia Menacho, ha manifestado hoy que no sale de su asombro al conocer las declaraciones que el PSOE ha realizado estos últimos días con respecto a la sentencia judicial por el caso de los asesores.

Para la responsable popular, la reacción de los socialistas deja mucho que desear y es, a su juicio, poco acertada, ya que parecen olvidar que “el PSOE recibió la peor y más vergonzosa de las condenas, la de los jerezanos, en mayo de 2011, cuando manifestaron con su voto su sentencia, arrebatándole la mayoría absoluta y mermando considerablemente su representación en la Corporación municipal, algo inédito hasta el momento”.

Lidia Menacho ha afirmado que el mensaje en las elecciones fue muy claro: “El PSOE no es de fiar y los jerezanos expulsaron a este partido del gobierno”, por ello es “lamentable” que después de la sentencia judicial que les exime del delito en el caso de los asesores, los socialistas saquen pecho, “porque arruinar a un Ayuntamiento contratando, en plena crisis, a miembros de la ejecutiva del PSOE es una inmoralidad, y no hay sentencia judicial que pueda borrar eso”.

Asimismo, ha señalado que al PSOE aún le quedan otras cuentas pendientes con la Justicia, ya que están imputados por otros delitos debido a su mala gestión cuando gobernaron durante más de siete años esta ciudad, “unos años oscuros a los que los jerezanos ya hemos dado carpetazo, con mucho esfuerzo y sacrificio, de la mano del Gobierno de María José García-Pelayo”.

Por otro lado, la secretaria local del PP ha destacado que los socialistas aún no han pedido disculpas a los jerezanos “por el gran daño que hicieron a nuestra ciudad cuando gobernaron, lo que todavía hoy seguimos pagando”, y ha recordado que el gobierno del PSOE siguió pagando grandes sueldos con el dinero de los jerezanos a 33 asesores de su ejecutiva, mientras reconocían que había que aplicar un plan de saneamiento en el Ayuntamiento y mientras dejaban de pagar a las ONGs, a las concesionarias y a los proveedores. “Se dedicaron a pagar a los suyos, a los del PSOE, y sueldos de hasta cien mil euros, dejando de pagar todo lo demás. Eso solo tiene un nombre y los jerezanos lo saben de sobra”.

Por último, Menacho ha explicado que etapas nefastas como la que protagonizó el PSOE no se podrán volver a repetir gracias a la Ley de Transparencia, Acceso a la Información Pública y Buen Gobierno, que ha puesto en marcha el Gobierno del PP y que va a acabar con la corrupción.

Gracias a esta medida del PP, las administraciones públicas deberán gestionar los recursos públicos con transparencia y de acuerdo al objetivo de estabilidad presupuestaria. Así, los ciudadanos podrán conocer cómo se gestionan los recursos públicos.

Entre las novedades de esta ley se encuentran las siguientes: todas las administraciones públicas tendrán la obligación de publicitar toda aquella información relativa a la gestión del dinero público, debiendo hacer pública información relativa a contratos, convenios, subvenciones, presupuestos o retribuciones de altos cargos, se aprueba por primera vez y con rango de ley un Código de Buen Gobierno destinado a todas las administraciones, se establecen sanciones contra el despilfarro y la mala gestión de los recursos, los cargos públicos responderán personalmente de la gestión de los recursos, mientras que además el Gobierno fijará un baremo público sobre las retribuciones de los cargos municipales (por primera vez en España, los sueldos de los cargos municipales estarán sujetos a los Presupuestos Generales del Estado y no a iniciativas personales). De esta manera, España se pone a la altura de Europa en materia de transparencia.