«Encajando siete goles en casa en dos partidos no aspiramos a nada»

Álvaro Cervera reconoce que no encuentra «explicación a lo ocurrido»

El entrenador cadista Álvaro Cervera atendió a los medios de comunicación en la sala de prensa del Ramón de Carranza tras el empate ante el CD Mirandés para analizar el encuentro. «Partido extraño por nuestra parte. Sin estar muy bien ha estado más o menos controlado.

Nos falta frescura, velocidad, uno contra uno, pero más o menos hemos mejorado en la parte de atrás, que no dejamos que el equipo contrario llegue con facilidad. Sin estar frescos metimos el 3-1, pero luego no encuentro una explicación».

Tiró de autocrítica. «Nos han hecho siete goles en los dos últimos partidos en casa y así no podemos aspirar a nada. Hemos llegado muchos, pero de los últimos partidos cuando nos llegan es gol. Hay que intentar entonces que el equipo contrario no tire a gol. Dos tiros desde fuera del área y una falta en el último minuto».

Explicó lo que se encontró en el vestuario tras el encuentro. «Es un vestuario callado, la gente con la cabeza abajo. Suele ser así cuando se pierde o no se gana, y más en este caso tal y como ha sido. Un vestuario con cara de incredulidad por lo que ha pasado».