La Guardia Civil ha detenido a un vecino de Peñarroya-Pueblonuevo (Córdoba) como presunto autor de un delito de robo con fuerza de 240.000 euros. El individuo sustrajo dicha cantidad de la caja fuerte en la casa de un anciano que se encontraba ingresado en el hospital.

Según ha indicado la Benemérita, las investigaciones se iniciaron a finales del pasado mes de septiembre a través de una denuncia presentada en el Puesto de Peñarroya-Pueblonuevo, de que había desaparecido una persona de avanzada edad, 84 años, que al parecer se encontraba enfermo.

Ante ello, la Guardia Civil inició gestiones para la localización de la persona desaparecida, a la que localizaron ingresada en el Hospital de Pozoblanco (Córdoba). Asimismo, los agentes pudieron saber, a través de los familiares del desaparecido, que mientras se encontraba ingresado en el hospital había sufrido un robo en el interior de una caja fuerte que esta persona tenía en su domicilio de Peñarroya.

Un vecino de la localidad

El avance de la investigación permitió sospechar que el robo podía haber sido cometido por un vecino de la localidad cordobesa. El infractor, supuestamente, aprovechando la situación de vulnerabilidad de la víctima, se había ofrecido para ayudarlo con las tareas domésticas. Su fin era apropiarse del patrimonio de esta persona. Para ello, llegó a sustraerle 240.000 euros del interior de una caja fuerte que la víctima tenía en el interior del domicilio.

Ante ello y tras obtener indicios suficientes de la participación del sospechoso en el robo, se procedió a su detención como presunto autor de un delito de robo con fuerza en interior de vivienda en Peñarroya.

La Guardia Civil de Peñarroya ha logrado recuperar parte del dinero sustraído. Concretamente ha devuelto más de 54.900 euros, y la investigación permanece abierta hasta localizar el destino del resto del dinero.

La Benemérita considera de «extrema gravedad» hechos como el presente. El detenido, tras valerse de la vulnerabilidad de una persona mayor, le roba mientras está ingresado en un hospital, sin que los familiares sepan de él, puesto que llegan a denunciar su desaparición.

El detenido y las diligencias instruidas han sido puestas a disposición de la autoridad judicial en Peñarroya.

Condenado a 4 años por agresión sexual

Por otro lado también en Córdoba, la Fiscalía ha pedido una pena de cuatro años y seis meses de cárcel para un varón acusado de un delito de agresión sexual en grado de tentativa. Supuestamente fue cometido sobre una joven de 24 años de edad fuera de un bar de la capital cordobesa.

El juicio se prevé celebrar el día 12 de noviembre en la Sección Segunda de la Audiencia Provincial. Según recoge la calificación del Ministerio Público, los hechos presuntamente ocurrieron en la madrugada del día 12 de julio de 2018. En aquel entonces la joven se encontraba con unos amigos en la terraza interior de un bar y conoció al procesado.

En un instante determinado, ambos decidieron salir del establecimiento. Ella para hablar por teléfono y él «con la excusa de fumar un cigarrillo«; si bien fuera ya el acusado supuestamente se acercó a ella y comenzó a besarla y «realizarle tocamientos», mientras ella le pedía «por favor» que la dejara.

En ese instante, salió una amiga de ella del interior del establecimiento para buscarla. En ese mismo momento la joven logró zafarse del procesado y salir corriendo en dirección a su amiga y llamar a la Policía.

Además de la pena de prisión solicitada, la Fiscalía ha pedido que se le imponga al varón una orden de alejamiento de la afectada durante siete años.