El Coronavirus no cesa en Jerez y esta vez mantiene más en vilo que nunca a las residencias de ancianos. El asilo San José, una de las residencias más afectadas por el Covid-19 durante esta segunda ola de la pandemia, mantiene notificados 28 positivos, cinco en las últimas 24 horas, dos menos que los registrados en los test del pasado 12 de noviembre.

Según informan fuentes del centro a elMira.es, los residentes positivos están siendo desplazados a un sector apartado exclusivamente para los casos positivos. De esta manera, el centro mantiene la vigilancia en el sector 3, que actualmente se encuentra «sin incidencias» y ningún usuario registra fiebre.

En este sentido, los 28 positivos se encuentran fuera de peligro y la dirección del centro se mantiene en constante diálogo con las familias para que estén informadas de lo que vaya ocurriendo. «Al ser un número mayor de residentes el médico irá informando periódicamente, priorizando los que tengan alguna incidencia», declaran desde la dirección.

Cabe destacar que el asilo San José lleva cerrado a visitas desde el pasado mes de agosto. Los casos que se han ido propiciando en los últimos meses hace imposible, como es lógico, que sus usuarios puedan salir, así como recibir visitas de sus familiares.

La delicada situación que atraviesa la residencia poco tiene que ver con la estampa de la primera ola, donde se mantuvo totalmente al margen de positivos y pudo pasar limpia los primeros meses de la pandemia. Sin embargo, este segundo arreón de la crisis sanitaria ha sido imposible de contener para un centro que busca como agua de mayo un respiro a la complicada situación que le está viniendo encima.

Una lucha constante en el Asilo San José de Jerez

El Asilo San José de Jerez afronta la lucha ante un nuevo brote de Coronavirus, tras superar el último hace apenas un mes. En aquella ocasión afectó a 18 personas; 11 residentes y 7 trabajadores.

Desde la dirección del centro se mostraron felices al dejar atrás al virus: «El esfuerzos de todos ha sido grande y nos sentimos felices y orgullosos de que todos nuestros mayores puedan volver a su vida normal. Gracias por vuestro apoyo y comprensión. Esperamos que el virus nos dé un respiro y poder volver abrir el centro a principios de noviembre, si no hay más contagios».

Un respiro que no termina de producirse, pues nuevamente varios residentes del Asilo San José deberán luchar para superar el Coronavirus y volver a la normalidad cuanto antes.