Abren ocho expedientes sancionadores por la manifestación de agricultores en Almería

Cinco de las denuncias fueron contra miembros de la Unión de Agricultores Independientes, quienes no figuraban entre los convocantes

La Subdelegación de Gobierno en Almería ha incoado ocho expediente sancionadores tras la protesta que tuvo lugar el pasado 18 de febrero en la que un millar de los agricultores convocados por organizaciones agrarias protestaron por la situación del sector hortofrutícola y cortaron al tráfico durante más de dos horas en ambos sentidos la Autovía del Mediterráneo (A-7) a su paso por el término municipal de El Ejido (Almería).

En concreto, según han indicado a Europa Press fuentes de la Subdelegación, tres de los expedientes se han abierto a representantes de las organizaciones COAG, Asaja y UPA, como convocantes de la protesta, por una infracción leve de cambio del lugar comunicado, mientras que otros cinco se corresponden a infracciones por «alteraciones graves» ante el corte de la vía.

Cabe recordar que los manifestantes estaban citados a las 11,00 horas en el polígono La Redonda, frente a la comercializadora Agrupaejido, si bien en un momento determinado ocuparon la autovía a la que arrojaron tomates, pepinos y calabacines ante la presencia de la Guardia Civil. Asimismo, algunos de ellos prendieron fuego a pilas de cajas de plástico para generar barricadas.

Las acciones de protesta «llevaron consigo temporalmente la incomunicación de la circulación entre el Poniente y el resto de la provincia, con alteración grave de la seguridad ciudadana», según han aseverado desde la Administración.

Los expedientes, para los que hay propuesta de sanción y que se encuentran en fase de alegaciones, parte de las denuncias formuladas por la Guardia Civil.

En esta línea, cinco de las denuncias fueron contra miembros de la Unión de Agricultores Independientes, quienes no figuraban entre los convocantes, y a los que se atribuye desórdenes públicos por el corte de la autovía, en la que se produjo una sentada con retenciones de hasta diez kilómetros.

Desde la citada organización han apuntado en un comunicado que ya han recibido notificación de la apertura de estos expedientes en los que se hace referencia a una «sanción por importe de 2.000 euros» a causa de «su presencia» en la concentración.

Desde la entidad, desde aseguran no tener constancia de «notificaciones similares» han trasladado sus «sospechas» de una «persecución política por parte de la autoridad, sin fundamento alguno», al entender que los agentes no les requirieron en el momento de los hechos.

«Se nos acusa y responsabiliza de estar presentes en el corte de la autovía en la fecha de dicha concentración, pero casualmente solo reciben notificación nuestros socios y dirigentes, cuando allí estaban presentes más agricultores y dirigentes de otras organizaciones agrarias, algunos miembros de la organización convocante», han acusado desde la entidad.

Con esto, han incidido en su defensa a la hora de pedir una «rentabilidad digna para las mujeres y hombres que viven de su trabajo como productores de hortalizas».

«El único fin de estas sanciones es amedrentar a nuestra asociación, para que no hagamos nuestro trabajo, que no es otro, que la defensa de los derechos de los agricultores, esos agricultores que alimentan a la sociedad y ayudan a mantener el sistema del estado con sus impuestos, esos impuestos que pagan por desarrollar su actividad laboral», han recalcado.