Los guardias civiles de la Compañía Fiscal de la Comandancia de Algeciras han detenido al presunto autor de un delito contra la salud pública al transportar hachís oculto en la cabina de un camión.

La intervención de la Guardia Civil en el Puerto de Algeciras tuvo lugar en la zona de cabotaje donde se inspeccionan los vehículos que desembarcan de los barcos procedentes de Ceuta y Tánger, según ha informado en un comunicado.

Al proceder al registro sobre un camión, los agentes, apoyados por el Servicio Cinológico, localizaron nueve envoltorios, al parecer resina de hachís, ocultos en un doble fondo practicado en el respaldo del asiento del conductor.

Una vez vaciado el hueco donde iba la droga se efectuó el pesaje de la misma, que arrojó un peso aproximado de un kilogramo de hachís, y detuvieron a su conductor, un hombre de nacionalidad marroquí.

De los hechos se instruyeron las correspondientes diligencias que, en unión del detenido, droga y vehículo están puestos a disposición de la Autoridad Judicial.

Golpe al tráfico de hachís

Agentes de la Guardia Civil han detenido a siete personas tras realizar un alijo en la playa del Chinarral, en el término municipal de Algeciras (Cádiz). En la operación, la Guardia Civil ha intervenido 27 fardos de hachís, una embarcación y una furgoneta donde iba a ser cargada la droga.

Según han indicado a Europa Press fuentes de la Guardia Civil, los hechos se produjeron en la tarde de este domingo cuando una embarcación alcanzó a la orilla. Todo para intentar alijar el hachís en Algeciras. Una vez que se percataron de la presencia de los agentes emprendieron la huida.

Finalmente, tras intentar huir introduciéndose incluso en casas aledañas a la playa del Chinarral, la Guardia Civil logró detener a siete personas, además de intervenir la droga, la embarcación y una furgoneta para su transporte.