El número de casos confirmados del virus de la Fibre del Nilo en en la jornada de este domingo se mantienen en 28, los mismos que este sábado, 24 en la provincia de Sevilla y cuatro en la de Cádiz, de los cuales siete están hospitalizados y de estos tres se encuentran en una Unidad de Cuidados Intensivos (UCI).

Así lo han informado a Europa Press fuentes de la Consejería de Salud y Familias. Las muestras positivas de este virus son 31, las mismas que las contabilizadas este sábado.

Por otro lado, el Servicio de Vigilancia Epidemiológica recuerda que no hay transmisión de persona a persona y que dicha transmisión es por picadura.

Así pues, las medidas de prevención de la infección en humanos están basadas en evitar las picaduras de mosquitos. Además, se recomienda emplear telas mosquiteras en ventanas y puertas, e intentar no permanecer al aire libre entre el atardecer y el amanecer.

Además, pide procurar dejar la luz apagada, seguir diariamente una correcta higiene corporal, evitar los perfumes intensos, usar ropa que cubra lo máximo posible la piel y sacudirla antes de usarla si se ha tendido en el exterior, hacer un uso adecuado de los repelentes, siguiendo estrictamente las recomendaciones sobre el modo y frecuencia de uso descritos por el fabricante, y si se usa crema para el sol, dejar absorber durante veinte minutos y, entonces, aplicar el repelente de mosquitos.

Forma de contagio del virus del Nilo

El virus de la fiebre del Nilo se contagia principalmente por la picadura de mosquitos, aunque ello no quiere decir que cualquier mosquito puede contagiar.

Tampoco significa que un mosquito portador del virus contagie a la persona a la que ha picado en el cien por cien de los casos Los niños también pueden infectarse, aunque difícilmente llegan a enfermarse gravemente.

El proceso de contagio es sencillo. Un mosquito se contagia al entrar en contacto con un animal, principalmente aves. El mosquito, una vez contagiado, puede transportar el virus a otros animales como caballos, o humanos a través de una picadura.

En ningún caso existe el contagio entre humanos, como ocurre con el Covid-19. Ni siquiera hay constancia de que otros animales puedan contagiar a humanos.