Un total de 18 varones mayores de edad han llegado este domingo al Centro de Atención Temporal de Extranjeros (CATE) del muelle de Crinavis, en San Roque (Cádiz), tras ser interceptados cuando iban a bordo de una patera.

Según han informado a Europa Press fuentes de la Subdelegación del Gobierno en la provincia de Cádiz, la patera ha sido localizada a cinco millas de la costa esta mañana, cuando han sido interceptados por un barco de la Guardia Civil.

Tras subirlos a bordo, los han trasladado a Puerto América, en Cádiz capital, donde han llegado sobre las 11,00 horas y los han pasado a disposición de la Policía Nacional, que a su vez los ha trasladado al CATE de San Roque.

Una vez allí, siguiendo el protocolo para estos casos, han sido atendidos por personal de Cruz Roja.

Ciudadanos alerta de las mafias

Ciudadanos ha alertado del uso de buques por parte de las mafias de tráfico de inmigrantes, con los que acercarían las pateras a las costas españolas, y han reclamado al Gobierno medidas para estudiar esta situación y ponerle fin cuanto antes.

A través de una iniciativa parlamentaria, recogida por Europa Press, los naranjas reconocen que las embarcaciones en las que Salvamento Marítimo rescata a la mayoría de migrantes que llegan a España por mar –lanchas neumáticas «muy deterioradas» o barcazas sin motor– han levantado las sospechas de los expertos sobre la posibilidad de que existan «buques nodriza» que les ayudan alcanzar el país.

En concreto creen que la forma de actuar de etas mafias es trasladar a los migrantes hasta la zona del mar desde la que ya pueden ser avistados por los servicios de Salvamento Marítimo, momento en el que son bajados a las pateras y en el que llaman para ser rescatados. Ciudadanos apunta que, en algunos casos, las coordenadas que facilitan los migrantes son realmente «precisas».

«Esta práctica por parte de las mafias ya proliferó de manera significativa el verano pasado, según muchas informaciones, por lo que parece razonable pensar que haya sucedido lo mismo este año», ha advertido Ciudadanos.

Una situación aún más dramática por el Covid-19

A su juicio, las historias personales habitualmente ligadas a un gran sufrimiento y a la huída de países en guerra o sin futuro, hace que se olvide, con ucha frecuencia, que «detrás de estos movimientos existen mafias contra las que debe lucharse sin tregua».

Del mismo modo, denuncian que los Sistemas Integrados de Vigilancia Exterior (SIVE) en muchas zonas costeras se encuentran «deteriorados o inoperativos», como los de las costas de Gran Canaria y Tenerife, lo que «dificulta enormemente la labor de vigilancia» del litoral y añade «inconvenientes y dificultades» a los efectivos de la Guardia Civil que, según apuntan, ya están «sin medios y exhaustos».

Es por ello, que reclama al Gobierno medidas contra el uso de los buques nodriza en manos de mafias que trafican con seres humanos y quieren que se refuerce la protección de las fronteras ante la reactivación en la recepción de migración irregular por la actividad de estas mafias que «habían parado su actividad durante el confinamiento».

«La migración masiva irregular es una situación ciertamente dramática por muchos motivos; no solo por el hecho mismo de la tragedia que supone esta travesía para los migrantes, sino por lo que ello conlleva en la actual situación de crisis sanitaria global, así como para la seguridad sanitaria de nuestro país, en general, y para la de los funcionarios y trabajadores que están en primera línea de recepción de las personas migrantes, en particular», señalan los de Inés Arrimadas en el texto registrado.

Es por ellos que también llaman a poner en marcha un protocolo de actuación para la protección frente al contagio por coronavirus de todos los profesionales implicados en la recepción, traslado y custoria de migrantes llegados en pateras y a reparar los sistemas SIVE inoperativos.