Agentes de la Policía Nacional detienen en el municipio malagueño de Marbella a un fugitivo, de 42 años y nacionalidad albanesa. Le constaba una Orden Europea de Detención y Entrega en vigor dictada por las autoridades suizas en relación con un delito contra la propiedad.

El arresto del fugitivo tuvo lugar en la calle Tirso de Molina cuando agentes de la Unidad de Prevención y Reacción daban el alto al conductor de un vehículo. Entonces comprobaron que esta persona tenía en vigor una Orden Europea de Detención y Entrega. Así informan desde la Policía Nacional a través de un comunicado.

Reclamado por un delito contra el patrimonio

Según la requisitoria judicial dictada por la Oficina Federal de Berna, Fiscalía de Cantón de Argovia, vigente desde el día 5 de octubre de este mismo año, el fugitivo era reclamado por un delito contra el patrimonio.

Así, habría cometido 14 robos en empresas, sustrayendo 82.500 francos suizos, entre otros efectos. Además de causar daños por valor de 139.000 francos suizos. El arrestado, en unión a las diligencias policiales instruidas, ha sido puesto a disposición de la Audiencia Nacional.

Precedentes

Hay que recordar que hace escasas fechas, la Policía Nacional detenía en Málaga a un fugitivo serbio buscado por agredir a un hombre durante un partido de fútbol en Serbia.

El arrestado tenía en vigor una Orden Europea de Detención emitida por las autoridades serbias. Se ocultaba en la localidad malagueña de Mijas, concretamente en una vivienda de una urbanización donde habían instalado un laboratorio para el cultivo interior de marihuana.

Durante el registro de su vivienda, los agentes también detenían a su pareja y otro ciudadano serbio. Se trataba de un migo personal del fugitivo, y localizaron un vehículo de alta gama sustraído en Portugal, precisaban desde la Policía Nacional en un comunicado.

La investigación se inició el pasado mes de mayo cuando los agentes tuvieron conocimiento de que el fugitivo podría estar ocultándose en España. Y, tras diversas pesquisas, los investigadores lograron localizar su domicilio en Mijas (Málaga).