El coordinador general de EH Bildu, Arnaldo Otegi, ha anunciado que su partido votará a favor de los Presupuestos Generales del Estado para 2021, cuyo debate arranca este miércoles en el Congreso. EH Bildu apoyará las nuevas cuentas del Gobierno «salvo sorpresa, si las cosas no se tuercen de aquí a que se vote».

Otegi ha que explicado en una entrevista en Radio Euskadi que el pacto «no está cerrado» pero «hemos avanzado lo suficiente como para decir que estamos en disposición de votar favorablemente si las cosas no se tuercen de aquí a que se vote». «Soy optimista, no creo que se tuerzan», ha apuntado.

Otegi ha explicado que la decisión la ratificará la militancia y ha justificado el voto a favor, en primer lugar, porque «todo el mundo es consciente de que en los presupuestos se juega la relación política en Estado para los próximos años». Además ha señalado que EH Bildu está observando una «receptividad» a su petición principal, que es «blindar los derechos de la gente, unos presupuestos que protejan a la gente«.

Por ello, según ha apuntado Otegi, la posición de EH Bildu «es hoy favorable a la aprobación de los Presupuestos» con «la salvaguarda» de que «las cosas se puedan torcer» y teniendo en cuenta que «en la política española cambia en horas y días y, a veces, en minutos».

«Lo que me preocupa es si la gente gana derechos y, si el país obtienen réditos en términos económicos, sociales y libertades de nuestra negociación, lo de menos es mi foto con Pedro Sánchez», ha concluido.

Las condiciones de Arrimadas

El ‘si’ de Ciudadanos pasa por que «retiren la enmienda pactada con ERC» para relegar el castellano como lengua vehicular.

Inés Arrimadas también pide al gobierno el modelo europeo de ayudas a las Pymes, empresarios y autónomos que están haciendo, por ejemplo, en Alemania.

Cree la líder de Cs que la pandemia va a poner el freno a la economía durante muchos meses: «Hay que aguantar a las Pymes, empresarios y trabajadores y eso requiere ayudas directas» .

El otro gran escollo es cómo quedará el castellano en la «ley Celáa: » Nos consta que han tachado nuestros derechos y Sánchez tendrá que elegir entre Esquerra o nosotros que pedimos ayudas para las familias, las Pymes y los trabajadores».

Adriana Lastra, portavoz del PSOE en el Congreso, ha acusado a Ciudadanos de subir el precio a la negociación de los Presupuestos y poner «palos en las ruedas» y que lo del castellano es una «excusa».

Ante estas afirmaciones, Inés Arrimadas en su entrevista con Susanna Griso, ha insistido: «La señora Lastra no se ha enterado de que llevamos 25 años sin poder escolarizar a nuestros hijos en catalán y castellano en Cataluña, que es lo que nos gustaría a muchas familias.»

Ha querido dejar claro que: «Es verdad que esta ley no elimina el castellano de las aulas porque ya está eliminado» y asegura que lo que hace esta ley: «Es dar un paso más en la humillación y el desamparo que sentimos muchas familias, que por ley se tache nuestros derechos» a cambio, afirma, del apoyo de ERC.