Diez ventajas saludables del vino tinto

El vino tinto mejora la memoria, protege tu dentadura, cuida tu vista y tu corazón, disminuye el colesterol y mucho más

El vino tinto es una de las bebidas más destacadas a la hora de elegir tanto en casa, como en bares o restaurantes. Su alto contenido de antioxidantes y polifenoles, como el resveratrol, y su bajo aporte calórico, lo convierten en una opción llena de propiedades saludables. Así lo ha confirmado Hola Doctor a través de la Base Exhaustiva de Datos de Medicamentos Naturales, la Biblioteca Nacional de Medicina de EE.UU., el Departamento de Agricultura de EE.UU., Instituto Nacional sobre el Abuso del Alcohol y Alcoholismo.

Cuáles son las ventajas de beber vino tinto:

1. Protege los dientes

Los polifenoles, antioxidantes naturales que se encuentran en el vino tinto, podrían desacelerar el crecimiento de la flora bacteriana que se aloja en los dientes y encías, según investigaciones.

2. Cuida la memoria

El resveratrol, que es un polifenol presente en el vino tinto, mejora la memoria de las personas. En diferentes investigaciones se ha comprobado que adultos que lo tomaron han experimentado un aumento de conexiones cerebrales en el área que involucra a la memoria. Además, algo muy curioso que recuerdan más palabras y mejoran el humor y el estado de ánimo.

3. Previene el cáncer

El mismo polifenol que el relacionado con la memoria, el resveratrol, es responsable de más beneficios para la salud. Está vinculado con una importante acción antioxidante, capaz de combatir el cáncer obstaculizando el desarrollo de células tumorales.

4. Mejora la visión

Los antioxidantes podrían inhibir el crecimiento de nuevos vasos sanguíneos asociados con enfermedades oculares como la degeneración macular, la cual está asociada con la edad o la retinopatía diabética.

5. Lucha contra la hipertensión

Acompañar con vino tinto las dietas saludables, como la mediterránea, permite controlar la presión arterial. Además, el provinol alivia la hipertensión deficiente en óxido nítrico sintasa.

6. Mejora la calidad del corazón

Beber vino tinto disminuye la probabilidad de padecer cardiopatías o enfermedades cardiovasculares.

7. Disminuye el colesterol

Ingerir vino tinto inhibe la síntesis de endotelina-1, la proteína responsable de la acumulación de grasas, colesterol y otras sustancias a lo largo de las paredes arteriales.

8. Propiedades Anticoagulantes

Tiene propiedades anticoagulantes, incluso más eficaces que las de la aspirina, ideales para prevenir un ataque cardíaco. El vino posee fenoles que evitarían la agregación plaquetaria, reduciendo el riesgo de trombosis.

9. Suaviza las quemaduras solares

Muchos de los flavonoides de las uvas y del vino tinto protegen la piel de los daños por la exposición excesiva a la radiación ultravioleta.

10. Alivio ante alergias

El vino tinto podría producir alivio por reacciones alérgicas, o incluso aumentar la resistencia a los alérgenos..

Precaución

Recuerda que beber bebidas alcoholicas en exceso podría causar graves daños al organismo. Es recomendable consumir vino tinto con moderación.