Romería agridulce para los rocieros gaditanos

La rotura de una de las ruedas de la carreta obliga a los peregrinos a regresar por carretera 

El Rocío tiene estas cosas. Que se lo pregunten a la hermandad del Cádiz que ha sufrido en sus carnes los sinsabores del camino. La rotura de una de las ruedas ha obligado a los peregrinos a regresar por carretera.

El Simpecado ha sido guardado en un cajón antes de emprender el regreso a la capital. Así, este miércoles, día 12 de junio, a las 20 horas, el Simpecado procesionará desde la calle García Gamero hasta la iglesia de San José para presidir de nuevo su capilla.

La junta de gobierno ha emitido en un comunicado en el que señala que «después de estos días en la aldea y de analizar la situación, la junta de gobierno ha tomado la «durísima decisión» de poner punto final a la romería de este año 2019.

Hay que añadir que la hermandad celebró una ceremonia antes de guardar el simpecado en la noche del lunes en la casa de hermandad. Pese a este sinsabor, los romeros gaditanos han realizado el camino con normalidad y sin incidencias. Y ya en la Aldea del Rocío han participado en los actos organizados por la hermandad matriz de Almonte.