La presidenta del Partido Popular de Cádiz, Ana Mestre, acompañada la presidenta del Partido Popular de Chiclana, Ascensión Hita, y distintos miembros de la dirección del Partido Popular provincial y local, durante la mañana de este sábado 10 de octubre han recorrido parte del centro Chiclana recogiendo firmas para reclamar el apoyo a la ley que el Partido Popular ha registrado en contra de la ocupación ilegal de viviendas.

Para Ana Mestre, «una de las prioridades de cualquier gobernante debe ser como se viene haciendo desde el gobierno de Juanma Moreno, promover políticas que faciliten el acceso a la vivienda a las personas más desfavorecidas y que pongan orden a las viviendas ilegales y que den seguridad».

Así, ha explicado en un comunicado que desde el Partido Popular «se va a seguir exigiendo al gobierno de Pedro Sánchez la necesidad de que se apruebe la ley planteada por el PP en favor de las personas y la propiedad privada«.

Recogida de firmas en Jerez de la Frontera

Tal y como anunció la diputada popular María José García-Pelayo, el Partido Popular de Jerez ha iniciado una campaña de recogida de firmas en apoyo a la Ley Antiokupación propuesta por el presidente Pablo Casado y en defensa de la propiedad privada, una ley que contempla una serie de propuestas encaminadas a lograr que se pueda echar a un okupa en no más de 12 horas.

Aunque también se puede mostrar el apoyo a esta ley antiokupación por internet, los populares de Jerez han comenzado hoy una recogida de firmas en las calles de Jerez, con escrupuloso cumplimiento de la normativa y siguiendo todas las medidas de seguridad. Una recogida de firmas en las que han sido muchos los jerezanos que han mostrado su apoyo a la propuesta de Partido Popular y que refleja que es un asunto que preocupa mucho a los ciudadanos.

“Es lo que debemos hacer ante un Gobierno como el del Pedro Sánchez y Pablo Iglesias que no solo se desentiende, sino que incluso justifica la ocupación ilegal de viviendas”, ha apuntado García-Pelayo, quien señala que otra de las propuesta es aumentar las penas de prisión de 1 a 3 años para los okupas, que la incitación a la okupación también se castigue con penas de cárcel de 3 meses a 1 año, que no se permita que los okpas puedan empadronarse en viviendas ocupadas ilegalmente y la defensa de la convivencia y la seguridad.

PSOE y Podemos evitan medidas más duras contra la okupación

El Pleno del Congreso de los Diputados del pasado 1 de octubre ha rechazó la iniciativa pactada por Ciudadanos, PP y Vox frente a la okupación que planteaba varias modificaciones legislativas para endurecer las penas contra quienes ocupan inmuebles ilegalmente; agilizar su recuperación por parte del propietario y garantizar la protección de las familias en situación de vulnerabilidad habitacional.

El pasado martes, Cs llevó al Pleno una proposición no de ley para prevenir y atajar el fenómeno de la okupación. Así, durante el debate acabó pactando una enmienda transaccional con los ‘populares’ y con el partido de Santiago Abascal.

Pero el texto, que se ha votado este jueves, finalmente ha sido rechazado por la Cámara Baja al recibir el ‘no’ del PSOE, Unidas Podemos, ERC y Buldu, mientras que Junts per Catalunya y el PNV se han abstenido.

Lo que proponían Ciudadanos, el PP y Vox era, por ejemplo, instar al Gobierno a diseñar mecanismos legislativos para que los casos de ocupación ilegítima o usurpación se puedan resolver a través de un proceso sumario que permita recuperar la vivienda, el inmueble o el edificio en menos de doce horas.