El Colegios de Médicos ha avisado de que «no es competencia de los médicos» certificar las ausencias escolares. Éstas solo pueden ser autorizadas por los tutores legales de los menores de edad según la legislación vigente.

Con el propósito de clarificar esta situación y evitar una mayor saturación en las consultas de Atención Primara, han recordado que una baja médica es un acto médico que sólo se prescribe a una persona en caso de incapacidad física o psíquica.

Además, han apostillado que los médicos están obligados a certificar estados de salud bien en un informe clínico, o en un certificado médico oficial. Si bien ha advertido de que no existe tal obligación para proceder a emitir certificados médicos con una finalidad predeterminada.

«Ante la demanda por parte de los padres , es preciso saber que la ley no ampara esta petición. El médico no está capacitado para hacer justificantes escolares, de asistencia o no a los centros escolares», ha dicho.

Tal y como ha declarado el organismo, los padres, que son quienes ejercen la patria potestad. Son los «únicos responsables» de las acciones, «incluso de carácter penal», de sus hijos menores. Por lo tanto, los médicos de Atención Primaria no tienen la responsabilidad de justificar faltas escolares, siendo competencia de los padres y/o tutores legales la realización de un informe justificativo de dicha ausencia escolar.