Una mujer de 87 años usuaria de la residencia El Manantial de Terque (Almería) ha fallecido la pasada noche en las instalaciones donde el pasado 28 de agosto se decretó un brote de covid-19, de forma que es la segunda persona que perece a consecuencia del virus tras la muerte de un varón de 84 años con patologías previas en el mismo centro hace dos días.

Así lo ha confirmado a Europa Press el alcalde de la localidad, José Nicolás Ayala, quien ha indicado que el resto de usuarios y trabajadores se encuentran en buen estado de salud sin que se haya agravado la situación de ningún otro paciente, por el momento.

El primer edil ha lamentado la muerte de esta otra usuaria de El Manantial, una de las 33 que ha resultado contagiada en la residencia en la que habitan 35 personas y que desde hace semanas se encuentra medicalizada por parte de la Junta de Andalucía. También han resultado infectados diez empleados.

No obstante, el regidor ha apuntado que esta semana comenzarán a realizarse las pruebas de contraste entre los empleados y los usuarios de la residencia, con lo que confía en que comience a negativizarse el virus y que la evolución de todos sea favorable.

El alcalde ha vuelto a alabar la labor de los equipos médicos que atienden a los pacientes así como el empeño de los trabajadores de la residencia, a los que ha trasladado ánimos al tiempo que ha expresado sus condolencias a los familiares y allegados de la difunta.