La Junta reabre al público espacios culturales escalonadamente

El gobierno andaluz anuncia la reprogramación de actividades

La Consejería de Cultura y Patrimonio Histórico de la Junta de Andalucía ha iniciado la reapertura escalonada de los centros culturales dependientes de dicho departamento, así como ha anunciado la reprogramación de actividades, a lo largo de lo que resta de año 2020, que se han visto alteradas por la evolución de la pandemia del coronavirus.

Así lo ha anunciado la consejera del ramo, Patricia del Pozo, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno, que, en esta ocasión, se ha celebrado en el Museo de Bellas Artes de Sevilla por la importancia que desde el Ejecutivo andaluz han querido dar a los anuncios relativos al sector de la cultura, que supone «una magnífica oportunidad de desarrollo, crecimiento y generación de empleo», según ha resaltado.

Del Pozo ha incidido en que se trata de «un sector estratégico» sin cuya reactivación «será imposible salir de la crisis económica» derivada del coronavirus que le ha propinado «un duro golpe», según ha lamentado.

Ha detallado que la reapertura escalonada de las instalaciones dependientes de la Consejería se inicia una vez garantizada la seguridad, la higiene y las medidas de prevención de riesgos laborales de empleados públicos y visitantes en el marco de la actual crisis sanitaria, y ha concretado que los espacios que aún se mantienen cerrados comenzarán a recibir visitantes a partir de este miércoles, 10 de junio.

La consejera ha presentado ante el Consejo de Gobierno un informe sobre el Plan de Impacto económico y la apertura de los espacios culturales, y ha anunciado que los «archivos, bibliotecas, museos y conjuntos arqueológicos pueden ya recuperar la actividad y recibir a sus visitantes, garantizando además todas las medidas de seguridad respecto al Covid-19».

Reapertura escalonada

De este modo, los centros dependientes de la Consejería abrirán sus puertas, con carácter general, en los próximos días. En los espacios en que resulte más complejo asegurar las medidas de seguridad e higiene para visitantes y las de prevención de riesgos laborales para empleados públicos, la apertura se realizará de forma escalonada, con fecha máxima aproximada del 23 de junio.

Ya han abierto sus puertas el Centro Andaluz de Arte Contemporáneo (CAAC), en Sevilla, y el Centro de Creación Contemporánea de Andalucía (C3A), en Córdoba, así como algunos enclaves y centros gestionados por la Consejería como el monasterio de San Isidoro del Campo, en Santiponce (Sevilla), o el enclave arqueológico de Los Millares, en Almería.

Según ha anunciado la consejera, los espacios culturales de la Junta recuperarán su normalidad desde este martes hasta el próximo 23 de junio, como fecha máxima. Como ejemplo, la Alhambra de Granada volverá a recibir visitantes el miércoles 17 de junio.

La reapertura al público del Museo de Bellas Artes de Sevilla no tiene aún fecha concreta y se llevará a cabo «en cuanto acaben las labores de desmontaje» de la exposición sobre la obra de Martínez Montañés que albergaba la pinacoteca cuando se decretó el estado de alarma por la pandemia del coronavirus, según ha explicado la consejera.

Plan de impacto

El informe presentado ante el Consejo de Gobierno también ha incluido las características del Plan de Impacto para la Cultura, puesto en marcha por el Gobierno andaluz, que «moviliza aproximadamente 23 millones de euros» con cuatro grandes objetivos, según ha resaltado Del Pozo, y que pasan por «inyectar liquidez de forma inmediata para mantener el empleo; paliar los daños originados a raíz de la paralización de la actividad; fortalecer la oferta y las programaciones culturales, y ayudar a la reactivación de la conservación del patrimonio histórico y cultural».

El plan abarca ocho líneas dirigidas a «todos los sectores», según ha resaltado también la consejera; esto es, el libro, el cine y el audiovisual, las artes escénicas, las artes visuales, la música, el flamenco, el diseño y la moda, y el patrimonio histórico.

Incluye medidas como las ayudas a la creación –1,2 millones– y al sostenimiento de los espacios que han tenido que cancelar su programación a causa de la crisis sanitaria –1,3 millones–, contenidas en el Decreto Ley 13/2020, de 18 de mayo, o las subvenciones para la conservación del patrimonio histórico de carácter religioso, por un importe de 750.000 euros.

Junto a ello, el próximo 10 de junio saldrán las convocatorias para el sector audiovisual –2,3 millones–, la música y las artes escénicas –1,43 millones– y el flamenco –455.000 euros–, dado que, durante el mes de abril, se ordenó el pago inmediato de 1,3 millones en ayudas pendientes de abono desde 2014 por los anteriores gobiernos, en una inyección económica directa a la cultura de Andalucía que alcanza los 15 millones de euros, según ha puesto de relieve la consejera.

Modernización de Pymes culturales

El Consejo de Gobierno también ha aprobado la modificación de las bases reguladoras de las subvenciones para la modernización de las pymes culturales (3.000.276 euros), que supondrán «una gran oportunidad de financiación para los agentes y empresas creativas andaluzas», cuya convocatoria está prevista para finales del presente mes de junio. Se establece un plazo para resolver su concesión de cuatro meses desde la finalización del plazo de presentación de solicitudes.

Asimismo, hay previsto un número «importante» de actuaciones en conjuntos y enclaves arqueológicos –por valor de 900.000 euros– para favorecer la investigación, la recuperación de espacios y facilitar la visita del público, así como en los museos de Andalucía, con un montante de 1.115.000 euros.

Todas estas subvenciones y ayudas, así como el modo de acceder a las mismas, se publicarán próximamente en el Boletín Oficial de la Junta de Andalucía (BOJA) y quedarán recogidas en el portal de ventanilla única que, para tal efecto, está diseñando la Consejería de Cultura y Patrimonio Histórico.

Reprogramación de lo suspendido

Por otro lado, la Consejería de Cultura ha modificado y ampliado su oferta, «aunando las demandas del sector, los nuevos aforos y el beneficio que para el ciudadano supone poder volver a disfrutar de ella», según ha defendido Patricia del Pozo, quien ha precisado que todo ello estará «adaptado a las limitaciones sanitarias» de la pandemia.

Así, en julio, se va a celebrar la 69 edición del Festival de Música y Danza de Granada, que va a ser «el único festival de esta envergadura que se celebre en Europa» ese mes, cuando también comenzará el circuito de peñas flamencas.

Además, el programa de la Red andaluza de teatros públicos «aumenta de municipios y presupuesto hasta rozar el millón de euros», según ha comentado la consejera, que ha anunciado también el estreno de un programa, denominado ‘Anfitrión’, que incluye representaciones en espacios como el Teatro Romano de Itálica y la Alcazaba de Almería.

También ha anunciado la puesta en marcha de un programa de conciertos para las noches de verano en museos andaluces, y ha confirmado la celebración de ‘Lorca y Granada en los Jardines del Generalife», aunque «no en su formato habitual», y con compañías andaluzas que actuarán en agosto.

Ha avanzado además que los teatros Central de Sevilla, Cánovas de Málaga y Alhambra de Granada «abrirán en septiembre con compañías andaluzas de octubre a diciembre», mientras que el ciclo ‘Flamenco viene del sur’ se llevará a cabo en octubre.

Además, la Consejería mantiene su «apoyo presupuestario» a los festivales de cine de Málaga y Huelva, y «por supuesto» a la Bienal de flamenco de Sevilla, según ha abundado Del Pozo, quien también ha avanzado que, de cara «a la vuelta del verano», desde su departamento están trabajando para la celebración de dos «grandes aniversarios» como el décimo de la declaración del flamenco como Patrimonio Inmaterial de la Humanidad y el trigésimo de la creación del Instituto Andaluz de Patrimonio Histórico (IAPH).