El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, se ha negado a reconocer el resultado de la práctica totalidad de las proyecciones de los medios estadounidenses que conceden a su rival demócrata, Joe Biden, la victoria en las elecciones, ha anunciado acciones legales para garantizar la legalidad del recuento y ha asegurado que los comicios «están muy lejos de terminar».

En un mensaje publicado por su campaña, Trump afirma que «son los votos legales los que deciden al presidente, no los medios de comunicación»; y anuncia para el próximo lunes el inicio de una ofensiva legal para garantizar «que el verdadero ganador se hace con el cargo».

«El pueblo americano tiene derecho a unas elecciones honestas: eso significa contabilizar los votos legales y no contar los votos ilegales. Es la única forma de que la gente deposite su total confianza en las elecciones», según el presidente.

«Nos parece increíble que la campaña de Biden se niegue a admitir este principio básico y quiera que se cuenten papeletas aunque sean fradulentas o falsificadas», según la nota.

Donald Trump denuncia un recuento fraudulento 

Trump ha vuelto a asegurar que parte de la votación en algunos estados se ha desarrollado sin presencia de observadores del Partido Republicano; en estados como Pensilvania — una observación rechazada por las autoridades de este estado –.

«No descansaré hasta que el pueblo americano tenga el recuento que se merece y se merezca lo que exije la democracia», concluye la nota.

Incluso, después de conocerse la victoria virtual de Joe Biden, Donald Trump no ha dudado en publicar un tweet donde expresa: «GANÉ LAS ELECCIONES, POR MUCHO». Ante esta declaración, Twitter avisa de posible falsedad en el mismo: «Es posible que las fuentes oficiales no hayan llamado a la carrera cuando se tuiteó esto».

Poco después de la publicación del comunicado, parte del equipo legal de Trump ha dado una rueda de prensa desde Pensilvania en la que han reiterado estas acusaciones.

Uno de los presentes, el exalcalde de Nueva York y asesor de Trump Rudy Giuliani ha asegurado que cuenta con entre «50 y 60 observadores capacitados para testificar que se les negó el derecho a supervisar las papeletas por correo», los votos que Trump tanto ha criticado por su presunta falta de fiabilidad durante la campaña.

Denuncian la existencia de papeletas de personas fallecidas

Otro asesor de Trump, Corey Lewandowski, ha denunciado la existencia de papeletas depositadas en nombre de personas ya fallecidas en el estado de Pensilvania; una acusación parecida a la que efectuaron simpatizantes de Trump en el estado de Michigan; cuyas autoridades aseguraron que habían eliminado las papeletas sospechosas tras un cuidadoso escrutinio.

Expertos de la web Politifact achacan también esta discrepancia al hecho de que el votante afectado podría compartir nombre y apellidos con la persona fallecida, al tratarse de un pariente.

La publicación de la noticia de que Biden tiene suficientes votos electorales para lograr la Presidencia ha sorprendido a Trump jugando al golf en el club privado de golf que tiene a las afueras de Washington DC. Trump llegó al Club Nacional de Golf de Sterling aproximadamente una hora antes de la noticia, por lo que se espera una declaración del presidente saliente más allá de la nota preparada ya publicada.

Joe Biden, presidente virtual de los Estados Unidos

Según avanza la CNN y NBC, Joe Biden es el el nuevo presidente electo de Estados Unidos, tras superar en votos al hasta ahora presidente, Donald Trump.

Joe Biden nuevo presidente de Estados Unidos

Todo apunta a que Joe Biden ha ganado los 20 votos correspondientes al estado de Pensilvania, lo que les hace alcanzar los 270 votos electorales necesarios para conseguir la Presidencia de los Estados Unidos.

Con su victoria allí, Biden se haría acreedor de 273 votos electorales por 214 de su rival y actual presidente, Donald Trump; pendiente de los resultados finales de las votaciones en los estados de Nevada, Arizona, Georgia y Carolina del Norte, puramente testimoniales a estas alturas.

El exvicepresidente de Estados Unidos, de 77 años de edad, se convertirá así en enero de 2021 en el 46 presidente de la historia del país, sucediendo en el cargo al actual mandatario, Donald Trump.

Estás han sido las primeras palabras de Biden como presidente: «América, me honra que me haya elegido para dirigir nuestro gran país. El trabajo que tenemos por delante será duro, pero les prometo lo siguiente: seré un presidente para todos los estadounidenses, ya sea que voten por mí o no. Mantendré la fe que has depositado en mí».