El líder del PP, Pablo Casado, ha exigido este martes al jefe del Ejecutivo, Pedro Sánchez, que se depuren responsabilidades en el seno del Gobierno por «alentar» manifestaciones como la del 8 de marzo mientras se «ocultaban» las alertas oficiales del Departamento de Seguridad Nacional sobre «la gravedad» del Covid-19 en los primeros meses del año.

«Exigimos responsabilidades por ocultar 11 alertas oficiales, y saber cuántos muertos y parados se hubieran evitado sin esas mentiras», ha manifestado Casado en un mensaje en su cuenta oficial de Twitter, que ha recogido Europa Press.

En este sentido, el presidente del PP ha asegurado que Sánchez pedía «no difundir bulos y alentaba manifestaciones mientras su departamento de Seguridad llevaba meses avisándole de la gravedad» de la pandemia del Coronavirus.

Casado se hace eco de la información de ‘El Mundo’ sobre cómo algunas advertencias de Seguridad Nacional cayeron en saco roto. Cita como ejemplo lo ocurrido el 29 de febrero, cuando se había elevado a «muy alto» el riesgo de «propagación» del Covid ante el aumento de casos pero el director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias, Fernando Simón, se mostró contrario a tomar medidas preventivas asegurando que «las razones para decretar la cancelación de eventos no pueden basarse en bulos, informaciones parciales o en el miedo».

Decena de alertas

Ese diario ha informado además de que el Ejecutivo recibió más de una decena alertas del Departamento de Seguridad Nacional sobre la gravedad del Coronavirus antes del estado de alarma. En concreto, precisa que desde el 24 de enero hasta el 14 de marzo, hubo al menos 11 menciones en las que se apuntaba al riesgo creciente para España de la epidemia.

Ante esas informaciones, el PP ha solicitado las comparecencias en el Congreso de la vicepresidenta del Gobierno, Carmen Calvo, y el jefe de gabinete de Pedro Sánchez, Iván Redondo, para que expliquen por qué «ocultaron» a los españoles que Seguridad Nacional advirtió al Gobierno de la letalidad del virus en once ocasiones entre enero y marzo.

Copias de los informes diarios

De la misma manera, el Grupo Popular ha reclamado copias de los informes diarios de situación que Seguridad Nacional envió al Gobierno desde el 17 de noviembre de 2019, fecha del primer caso mundial de Coronavirus, y ha subrayado que omitir esas alertas supone un «escándalo de primera magnitud», en palabras de la portavoz parlamentaria, Cuca Gamarra.

El secretario general del PP, Teodoro García Egea, ya recriminó a Sánchez que no suspendiera manifestaciones ni actos multitudinarios pese a que el Gobierno tenía esas advertencias del Departamento de Seguridad Nacional. «Por eso vamos a insistir en una investigación y una auditoría como piden los expertos, pero lo que está claro es que el Gobierno está llegando tarde a todo excepto al 8 de marzo», recalcó el lunes en rueda de prensa.

Y este martes, el portavoz del Grupo Popular en el Senado, Javier Maroto, ya avanzó que su formación exigirá como condición ‘sine qua non’ para que se apruebe la Comisión Mixta para la reconstrucción que este órgano investigue esas alertas que Seguridad Nacional mandó al Gobierno sobre la letalidad del Covid-19 entre enero y marzo.

Alegato de Sánchez

En medio de un discurso en el que hacía un llamamiento a evitar la crispación política, Pedro Sánchez ha salido en defensa de Irene Montero, tras filtrarse un vídeo del día después de la manifestación feminista del 8M en el que la ministra de Igualdad reconocía el riesgo del Coronavirus. «El país que necesitamos es el de la igualdad real y efectiva entre hombres y mujeres, y yo lo digo alto y claro: ¡viva el 8 de marzo!», ha exclamado el presidente del Gobierno este miércoles en el Congreso.

La declaración la ha hecho también en un momento en que las manifestaciones del 8M están siendo investigadas en Madrid, en un caso en el que está imputado el delegado del Gobierno en Madrid, José Manuel Franco.