El Hospital San Juan de Dios de Córdoba recupera su actividad plena el 11 de mayo

Esta semana «ya se ha iniciado la actividad en ginecología y cardiología»

El Hospital San Juan de Dios de Córdoba recuperará su actividad plena a partir del próximo lunes, 11 de mayo, cuando ya estén en funcionamiento las consultas presenciales en todas las especialidades médico-quirúrgicas y se inicie la programación de intervenciones quirúrgicas no urgentes con la implementación de una serie de medidas como ‘hospital seguro’ frente al covid-19.

Así lo ha indicado la institución sanitaria en una nota en la que ha detallado que esta semana «ya se ha iniciado la actividad en ginecología y cardiología, que se suma a las videoconsultas, e-consultas y teleconsultas que se venían desarrollando en especialidades como traumatología o cirugía general y digestiva en las últimas semanas, y que se mantendrán, en los casos en que sea posible, para evitar concentraciones de pacientes en las salas de espera».

Con el objetivo de garantizar la seguridad clínica tanto de pacientes como de profesionales, el centro de la Orden Hospitalaria ha implementado una serie de medidas como ‘hospital seguro’ frente al contagio por covid-19. «La seguridad de nuestros pacientes y profesionales frente a posibles contagios es nuestra más alta ocupación, para que no sea su preocupación», ha afirmado el director gerente del Hospital, César Téllez.

Para ello, ha apuntado Téllez, «se han puesto en marcha medidas para lograr un hospital de máxima seguridad como control de accesos con toma de temperatura; redistribución de áreas de trabajo y espera para asegurar el mantenimiento de la distancia de seguridad; plena disponibilidad de soluciones hidroalcohólicas para la higiene de manos; obligación de uso de mascarillas para pacientes y acompañantes; sistemas de alta desinfección con ozono; utilización de luces ultravioletas para higienización; mamparas en puestos de admisión; protocolos intensivos de limpieza de superficies de alta rotación o nuevos sistemas de filtrados para quirófanos».

En este sentido, se ha reforzado toda la señalética y cartelería del centro para recordar las medidas de prevención y protección marcadas por las autoridades sanitarias, como la distancia de seguridad de dos metros, el uso obligatorio de mascarilla o una buena higiene de manos y para diferenciar los circuitos, en áreas de consultas, urgencias y hospitalización de pacientes afectados de covid-19, de aquellos que tienen otras patologías.

Advertisement

Además, se han instalado tres puntos de suministro de mascarillas y guantes, para aquellos usuarios que vengan desprovistos de los mismos y para su correcta eliminación, una vez utilizados.

Asimismo, se va a favorecer el mínimo recorrido de los pacientes por zonas del hospital que no sean imprescindibles para su atención, se facilitará la admisión online del paciente y se promoverá de forma activa el que acudan solos al área de consultas (salvo por motivos de dependencia, incapacidad o en niños). De igual modo, se limitarán las visitas y el acompañamiento de los pacientes ingresados a una sola persona, la cual será informada de las medidas de prevención que debe seguir durante su estancia en el centro.